Ingredientes (4p.):

1 cola de rape (500 g)

1 calabacín

4 dientes de ajo

2 cebollas rojas

1 manzana

5 pimientos choriceros

20 g de miga de pan

100 ml de txakoli

harina

huevo batido

aceite de oliva virgen extra

sal

perejil

Elaboración:

Retira los tallos de los pimientos choriceros. Ponlos en una cazuela y cuécelos durante 20 minutos. Retira, sácales la carne y resérvala. Reserva también 400 ml del agua de la cocción de los choriceros.

Pela los dientes de ajo, córtalos en láminas y ponlos a dorar en una cazuela con un poco de aceite de oliva. Pela las cebollas rojas, pícalas en dados e incorpóralas. Rehoga las cebollas hasta que estén doradas. Pela la manzana, retírale el corazón, trocea y agrégala. Añade también la carne de los pimientos choriceros, la miga de pan, el txakoli y el agua de la cocción de los choriceros. Cocina la salsa a fuego medio durante unos 20 minutos. Pásala por el pasapurés a una cazuela y mantenla caliente.

Lava el calabacín y córtalo (con piel) en rodajas de medio centímetro. Sazona, rebózalas con harina y huevo batido y fríelas en una sartén con aceite. Retira y escúrrelas sobre un plato cubierto con papel absorbente de cocina.

Corta el pescado en filetes de ½ centímetro de grosor. Rebózalos con harina y huevo batido y fríelos en la misma sartén donde has frito el calabacín. Escúrrelos sobre un plato cubierto con papel absorbente de cocina.

Sirve en cada plato un poco de salsa y unos trozos de pescado y unos trozos de calabacín. Decora los platos con unas hojas de perejil.

Consejo:

Si queréis que la salsa os quede más fina, la podéis triturar con una batidora eléctrica.