Ingredientes (4p.):

500 g de judías verdes

200 g de setas de cultivo

400 ml de leche

25 g de harina

2 dientes de ajo

4 huevos

aceite de oliva virgen extra

vinagre

sal

Elaboración:

Lava las judías, retira las puntas (y los hilos si tuvieran) y córtalas en trozos de 3-4 centímetros. Colócalas en el cestillo para cocer al vapor. Pon un poco de agua en una cazuela y pon dentro el cestillo con las judías. Sazona, tapa y cuécelas durante 10-12 minutos.

Pela los dientes de ajo, lamina y saltéalos en una sartén con un chorrito de aceite. Corta las setas en tiras, añade y saltéalas brevemente. Agrega las judías verdes y saltea de nuevo conjuntamente. Reparte la mezcla en 4 recipientes aptos para el horno.

Para la salsa bechamel, rehoga la harina en una cazuela con un chorrito de aceite. Vierte la leche poco a poco, sin dejar de remover. Sazona y cocínala durante 6-8 minutos. Repártela encima de las judías verdes con setas, introduce los recipientes en el horno y gratínalos.

Pon agua a calentar en una cazuela, sazona, vierte un chorrito de vinagre y cuando el agua empiece a hervir, casca los huevos y agrégalos. Cuécelos durante 3 minutos. Coloca un huevo en el centro de cada plato, sazona y rocíalos con un chorrito de aceite de oliva. Sirve.

Consejo:

Si la bechamel se seca un poco y espesa demasiado puedes aligerarla agregando un chorrito de leche.