¡De temporada!

Ensalada templada de espinacas y calabaza con dátiles

Karlos Arguiñano ha elaborado una riquísima ensalada con calabaza templada, un alimento de temporada.

Publicidad

Antena 3 » Programas » Cocina abierta de Karlos Arguiñano » Recetas hoy de Arguiñano » Ensaladas y verduras

En 'Cocina abierta de Karlos Arguiñano' siempre descubrimos nuevos platos y nuevas recetas. Esta vez el cocinero ha querido elaborar una sencilla pero deliciosa ensalada con brotes de espinacas, trocitos de calabaza salteados y toque de dátiles. Una receta que seguramente nunca hayas hecho que a partir de ahora se convierta en tu favorita.

Ingredientes (4 p.):

150 g de espinacas (hojas pequeñas)

200 g de calabaza

8 dátiles

1 granada pequeña

20 g de pipas de calabaza

aceite de oliva virgen extra

vinagre

Sal

Elaboración:

Limpia las hojas de espinaca, seca y ponlas en una fuente.

Pela, pica la calabaza en dados pequeños y cocínalos fuego medio en un sartén con un chorrito de aceite (3 cucharadas). Sazona y cocínalos hasta que se doren ligeramente (6 minutos aprox.).

Retira los huesos de los dátiles, córtalos en cuatro y agrégalos a la sartén de la calabaza. Incorpora también las pipas de calabaza y saltéalas brevemente.

Corta la granada por la mitad, golpéala con una cuchara por la parte de la piel hasta que caigan todos los granos. Resérvalos.

Con ayuda de un molde tipo cortapastas, coloca en el centro de los platos un poco del salteado de calabaza, dátil y pipas, pon alrededor las espinacas y aderézalas con aceite, vinagre y sal. Salpica las espinacas con los granos de granada y sirve.

Consejo:

La espinaca se puede consumir, fresca, cocida o frita. Si no las vais a consumir crudas, podéis echar mano de las espinacas congeladas ya que dan funcionan muy bien tanto para consumirlas en gratinados como para utilizarlas en rellenos variados.

Publicidad