La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, asegura que su grupo está trabajando con los taxistas desde hace tiempo. Tienen preparada una ordenanza y solicitan que se cree una comisión entre la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento.

Pone de manifiesto que la competencia de acción del Consistorio en este conflicto es limitada. Propone que se limite el tiempo y la dedicación de cada servicio."En Madrid los taxistas pueden salir todos los días de la semana, hay reducciones, y es lógico que también las haya en las VTC", señala.

Sobre la precontratación que ha establecido el Govern en Cataluña, Carmena apuesta por un Madrid con el trafico que es necesario con VTC, taxi y servicio público. La ordenanza que han preparado establece que haya una reducción de casi el 25% a lo largo de la semana de VTC y el fin de semana del 50%. "Lo hemos hablado con los taxistas y les parece una idea razonable", destaca.

"Establecen que haya una reducción para los VTC de un 25% entre semana y un 50% el fin de semana"

Sobre el modelo catalán le parece que en Madrid "es importantísimo que exista una convivencia entre unos y otros grupos de transporte". Pone de manifiesto que en la capital no ha habido los atascos que en Barcelona imposibilitaron el tráfico. "Madrid tiene que tener otro objetivo. No salir de un conflicto para crear otro".