Publicidad

Antena 3 » Programas » Espejo Público » Noticias

PADRES IRRESPONSABLES

Salud estudia sancionar a los padres de 2 niños por llevarlos al colegio con sospechas de coronavirus

Dos padres se enfrentan a una sanción por mandar a sus hijos al colegio mientras esperaban el resultado de las pruebas para detectar la Covid-19. Desde el centro han emitido un comunicado en el que han llamado a la responsabilidad de todos los padres.

Salud Pública estudia sancionar a los padres de dos alumnos del colegio Sagrado Corazón de San Javier, Murcia, por llevar a sus hijos a clase aunque les habían hecho las pruebas de coronavirus al tener sospechas de que podían tener la enfermedad.

Los hermanos, que asisten a clases de Educación Infantil y Primaria, se sometieron a unas pruebas para saber si estaban contagiados. El resultado dio positivo, pero hasta tener los resultado, sus progenitores decidieron enviarlos a clase sin poner en conocimiento a la dirección del centro sus sospechas o que los niños tenían síntomas.

Desde el colegio han emitido un comunicado en el que anuncian que "la mala práctica por parte de una de las familias del Centro, con dos alumnos en el colegio, ha provocado el cierre de dos aulas" y han recordado que "el respeto absoluto de las directrices sobre la asistencia a las clases, cuarentenas y prudencia, son fundamentales para evitar riesgos totalmente innecesarios, actitudes reprobables desde el punto de vista moral y social, sancionables desde el punto de vista sanitario".

El brote, que ha provocado 8 contagios y el aislamiento de 24 alumnos en infantil y dos positivos y 23 alumnos y un docente en cuarentena en primaria, se encuentra controlado y bajo supervisión por lo que no se ha producido el cierre de ningún aula más.

Además del brote en el colegio Sagrado Corazón de San Javier, en la última jornada se registraron otros ocho nuevos casos en colegios e institutos de la Región, lo que obligó a aislar a un total de 87 alumnos y docentes.

El presidente del AMPA del centro educativo, Rafael Navarro ha admitido que "lo que ha ocurrido está bajo investigación de las autoridades sanitarias pero de probarse y acreditarse estos hechos podrían ser constitutivos de un expediente sancionador" además ha reconocido que los padres de manera individual podrán adoptar las medidas que consideren oportunas.

Hay que recordar que al inicio del curso el Ministro de Sanidad, Salvador Illa hizo unas declaraciones en las que habló sobre este asunto y se mostró rotundo "no concibo que un padre o una madre lleven a un niño sabiendo que no está en condiciones al centro escolar poniendo en riesgo la salud de su hijo y la salud del resto de los alumnos y personal".