Esta madre actuó con el mismo 'modus operandi' que las ya detenidas María Sevilla y Patricia: comparten abogada, psiquiatra y acusaron falsamente a sus parejas de abusos sexuales.

Cuenta la abuela paterna que nunca creyó que su hijo pudiera haber abusado de la niña. "Nunca lo pensé, esto ha sido un calvario que ha durado 4 años y 2 meses. Estaba tan afectado que perdía trabajos y perdía todo, mi hijo estaba tirado por los suelos llorando. A ella le decían que tenía que cumplir el régimen de visitas pero no lo cumplía porque la madre se presentaba al colegio el día que no lo tocaba", recuerda Puri.

Uno de los episodios más duros para la abuela tuvo lugar cuando la Policía de Rivas les entregó a al niña para que pasaran tiempo con ella, ya que ningún juez le había negado al padre el derecho a verla. Se encontraban en un parque con la pequeña cuando la madre apareció para llevarse a la niña mientras el abuelo materno recriminaba a Puri que la niña tenía que estar con su madre. Esto le provocó un ataque de ansiedad a la abuela, que se desmayó y perdió el conocimiento.

Jose Luis, el padre de la menor, señala que intentaba ver a la pequeña cada vez que podía pero la madre se lo impedía. En una ocasión la también detenida María Sevilla le dijo a José Luis que dejara no se volviera a acercar a la niña.

A día de hoy no saben como se encuentra la niña. Suponen que está con la abuela materna. Tras ser detenida la madre se negó a declarar y fue puesta en libertad provisional sin cargos. El progenitor espera que un juez le ayude a poder volver a ver a la pequeña y que se cumplan los régimenes de visitas.