Luis Navarro, artista colaborador de Sierra, ha expuesto los detalles de la obra en 'Espejo Público'. Asegura que varios compradores ya se han interesado por la pieza. "Casi todos los que se han interesado han sido extranjeros", destaca.

Desde el estudio de arte recomiendan que la persona que queme la pieza lo haga o bien en el extranjero o en alguna finca privada. El 'ninot' tiene pelo natural colocado uno a uno por un artesano y una calavera en su interior que es el único material no fungible ya que el resto está pensado para que la pieza se queme: tela, cera, madera, pelo humano. La obra quiere recrear hasta el último detalle del monarca, incluso su olor. Cada 30 minutos el 'ninot' es perfumado con el mismo perfume que utiliza el monarca.

Navarro asegura que la pieza no está dirigida contra ninguna persona en concreto sino que se refiere a "una institución que no es moderna".