"La caída de la aguja fue terrible para todos los que aman París, la cultura europea y el gótico", lamentaba Valls. Para el de Ciudadanos con el incendio "se quemaba parte de lo que somos cada uno de nosotros, pero ha de haber un mensaje de esperanza".

Valls recordaba la frase de Víctor Hugo en el libro de 'El Jorobado de Notre Dame': "El tiempo es del arquitecto pero el pueblo es el masón". El exministro francés considera que la reconstrucción de la catedral "va a ser un símbolo de unidad para toda Europa" donde habrá fondos de todo el mundo que van a ayudar a volver a levantar Notre Dame.

Señala que aún hay mucha inquietud sobre cómo resistirá al fuego el resto de la estructura de la catedral. Sus recuerdos de infancia están junto a Notre Dame, ya que jugaba en un jardín próximo al templo y fue monaguillo allí. "En esa catedral te sientes muy pequeño ante la fuerza de Dios", destaca.

Confía en que volveremos a ver NotreDame los hombres cuando se unen son capaces de luchar contra la naturakleza y contra el fuego con mucha fuerza