Publicidad

Antena 3 » Programas » Espejo Público » Noticias

Celebración 23F

Las anécdotas más destacadas del acto conmemorativo por el 40 aniversario del 23-F

En una celebración atípica, el acto conmemorativo del 40 aniversario del 23-F, día del intento fallido del golpe de Estado de Tejero, recoge varias anécdotas, con el Rey emérito como el 'gran ausente' y Unidas Podemos demostrando su malestar con la monarquía.

El pasado martes se celebró el 40 aniversario del 23-F, un acto conmemorativo atípico en el que se recordó, una vez más, el triunfo de la democracia tras el intento del golpe de Estado militar de Antonio Tejero. Los padres de la Constitución, el Rey Felipe VI y los altos cargos del Gobierno, entre ellos el vicepresidente Pablo Iglesias, estuvieron presentes, protagonizando una serie de anécdotas.

El 'gran ausente' fue el rey emérito Don Juan Carlos I. Sus polémicas por "supuestos actos ilícitos", como lo describe Iglesias, le llevaron a salir de España e instalarse en Abu Dabi, con el fin de no perturbar más la imagen de su hijo, Felipe VI.

Cuando entró, en solitario, por la Puerta de los Leones, siguió su recorrido en el hasta el Salón de los Pasos Perdidos. Ahí estaban esperando para recibirle Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, el vicepresidente Pablo Iglesias, los 2 padres que quedan vivos de la Constitución y otros altos cargos, como la presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet.

Todos y cada uno de ellos, sin excepción, le saludaron desde la distancia por seguridad frente al coronavirus. Una vez termina la ronda protocolaria, el Rey Felipe VI se acerca a los presentes en la sala para entablar conversación, a la espera de empezar su discurso. Solo Iglesias se apartó a un lado, agarrando su teléfono móvil e ignorando los acercamientos.

Fue entonces el turno de palabra de Felipe VI, que antes de empezar recogió y colocó la esponja del micrófono que se había caído y descansaba en el suelo. Con un mensaje en el que recalcaba la existencia de una democracia plena en España, insistió sobre la defensa de las instituciones democráticas y la importancia de salvaguardar la Constitución.

A sus palabras le siguieron los aplausos de los espectadores, menos de Pablo Iglesias y del resto de su equipo de Unidas Podemos, que se negaron a alabar el discurso. Lo mismo hicieron con el siguiente, el de Meritxell Batet, cuyas palabras se rigieron por la misma línea que las de Rey.

Llega la hora de la foto de familia dentro del Congreso de los Diputados, e Iglesias decide también abstenerse. En ella participaron el Rey Felipe VI, los padres de la Constitución, el presidente del Gobierno, la presidenta Batet, además de Carmen Calvo y Pablo Casado, líder del PP.

El acto conmemorativo del 23-F ya había acabado. A la salida, con quien sí tuvo más ganas de hablar Iglesias fue con los medios de comunicación, expresando una vez más su contrariedad a la monarquía y comparando la actual situación del rey emérito, Don Juan Carlos I, con la del rapero detenido Pablo Hasél.

"No puede ser que alguien vaya a la cárcel por cantar y escribir letras mientras el anterior jefe de Estado está en Abu Dabi cuando hay un verdadero escándalo social frente a presuntas actividades ilícitas", explicó ante las cámaras.

Además, insistió en que, después de 40 años, "es muy difícil decir que monarquía sea condición de la posibilidad de la democracia", el mismo día en que se conmemoraba su éxito por el fallido golpe de Estado de Antonio Tejero.

Si quieres volver a ver las anécdotas más destacadas de la celebración del 40 aniversario del intento de golpe de Estado del 23-F, lo puedes hacer a través de Atresplayer.