Los últimos intentos de desahucio de esta familia se han suspendido dada la presión social de cientos de manifestantes. Este es el tercer intento de desahuciar a la pareja. Durante 10 años habían pagado un alquiler de 1.000 euros por un piso de 140 metros cuadrados, la propietaria les subió el alquiler a 1.300 euros pero los inquilinos aducían que no podían hacer frente a ese cuota.

Marta Ill, portavoz del sindicato de inquilinos, aseguraba que se estaba "desahuciando a una familia que pagaba religiosamente su alquiler" y afirmaba que "la propietaria que se hace la víctima y nunca ha querido sentarse a negociar".

Unas 200 personas se movilizaron en las inmediaciones de la vivienda para impedir el desahucio, 70 de ellas en el interior del portal. Antidisturbios y manifestantes han protagonizado un forcejeo en la inmediaciones de la finca para que los responsables del desahucio pudieran avanzar hasta la casa. En el interior intento de desahucio los Mossos se vieron obligados a colarse en el parking de la finca para intentar el desalojo.

Puedes volver a ver toda la información sobre esta noticia en Atresplayer.