Desde que dejara el partido por la negativa de Ciudadanos a negociar con el PSOE, Javier Nart pensó que ese paso le causaría un traspiés al partido. Lo que nunca pensó es que ese traspiés se tradujera en perder 47 escaños en unas nuevas elecciones.

"Esperaba la debacle de Ciudadanos, aunque no pensaba que el derrumbe iba a ser de esa magnitud. Un partido político no se puede gestionar como una empresa atendiendo al 'target'", señalaba. Para Nart, uno de los fallos de la formación de Rivera ha sido seguir la tendencia de la mercadotecnia como si fueran una empresa. "Dieron por supuesto que el PP estaba amortizado", destaca.

"Cuando tratas de ser otro partido, al final es ese otro partido el que vence. En ese caso el PP", afirma. Nart no quiere pronunciarse sobre una posible dimisión de Albert Rivera. Cree que aunque Rivera dimita en la Ejecutiva quedan otros dirigentes que fueron partícipes de la decisión que según él ha lastrado los resultados: la negativa a abrir una vía de negociación con el PSOE.

Nart considera que Ciudadanos "carece de coherencia" y con sus decisiones ha abandonado a todo tu electorado. Pone de manifiesto que Ciudadanos ha sido creado por un grupo de personas extraordinarias pero "la dirección del partido se creyó su propia burbuja".

Vuelve a ver la entrevista completa a Javier Nart en Atresplayer.