La familia de Víctor no encuentra consuelo ni explicación a la trágica muerte del joven de 20 años. Víctor acudía a su puesto de trabajo circulando por la M-50 cuando se encontró con un kamikaze que circulaba en dirección contraria a toda velocidad.

Fue embestido por este vehículo y falleció en el acto. Eran las 6.00 horas y según testigos presenciales, algunos vehículos se pararon para auxiliarle. Jose, tía de la víctima, quiere que se haga justicia y que el ciudadano de origen asiático que se encuentra custodiado por la Policía en el hospital, "no pise la calle". Califica los hechos como un "asesinato" y pide que el peso de la justicia recaiga sobre el conductor de 35 años.

Denuncia la tía de la víctima que una de las primeras personas que se acercó a su sobrino tras el impacto antes de que llegaran los servicios sanitarios le robó sus pertenencias. Cuenta que le cortaron el 'Apple Watch' que llevaba con un cúter y se llevaron el dinero de su cartera.

"Tener la sangre fría de meter la mano en las pertenencias de una persona fallecida es muy grave. Esto quedará en su conciencia para toda la vida porque es un sinvergüenza", lamenta la tía de Víctor.