Hace 22 años, Juan José F. G, trabajador del Hospital Clínico de Madrid, fue detenido por estrangular con un cinturón a una anciana de 82 años ingresada en el mismo hospital. Dos días más tarde asesinó a sangre fría a un recluso que dormía en la enfermería de la prisión de Carabanchel donde fue ingresado tras el primer asesinato. Fue absuelto de ambos crímenes al ser diagnosticado de esquizofrenia paranoica.

12 años después de salir del centro psiquiátrico en el que fue ingresado, ha intentado matar a otra anciana en el Hospital Universitario de Alcorcón. La mujer logró salvarse después que los enfermeros acudieran a la habitación alertados por los gritos. Ahora la pregunta es qué pudo haber fallado para que el hombre, con dicho historial delictivo, terminara trabajando en el servicio de lavandería del hospital de Alcorcón.

Espejo Público ha entrevistado al psiquiatra Juan José Carrasco, quien diagnosticó J. J. F. G. hace 22 años de esquizofrenia tras los asesinatos cometidos. Dice sentirse en parte sorprendido porque "no todos los enfermos de esquizofrenia cometen delito con tanto tiempo de espera". Sin embargo, si encuentra una pequeña explicación con unas palabras que el propio asesino le confesó hace ahora más de dos décadas.

"Me contó que pensaba quitarse la vida porque no estaba cumpliendo la misión que tenía", relata Carrasco. "Esa misión –añade- pasaba por ayudar a las personas mayores a morir sin dolor" sigue detallando el psiquiatra quien apunta a que el asesino creía que ese cometido era "divino o similar".

Juan José ha considerado muy relevante el ingreso en psiquiatría del asesino hace tan solo un mes y medio tras intentar suicidarse y ve indicios de que esté relacionado con el nuevo asesinato que trató de cometer en Alcorcón. . "Si [el ingreso] ha sido por una tentativa de suicido, él tenía pensamientos por no ser capaz de cumplir esa misión", ha asegurado.

El hijo de Valentina, la mujer asesinada en el Clínico a manos de J. J. F. G ha discrepado de la versión del médico y ha recalcado que la segunda víctima tenía 44 años. "Mató premeditadamente a una persona, se manchó de sangre y se quitó la ropa, ya me dirá qué tipo de esquizofrenia razonada es esa", ha espetado Francisco quien se encontraba en el plató de Espejo Público.