Publicidad

Declaración del abogado de las jóvenes

Las hermanas norteamericanas presuntamente violadas en Murcia "ratificarán la denuncia"

La titular del juzgado de Instrucción número 2 de Murcia libró un oficio a la Brigada Provincial de Policía Judicial (UFAM) para que localizasen el domicilio y paradero de las tres hermanas.

El pasado 4 de enero la titular del juzgado de Instrucción número 9 de Murcia decretó libertad provisional sin fianza a los tres jóvenes afganos que fueron detenidos como presuntos autores de agredir sexualmente a tres hermanas estadounidenses la pasada Nochevieja en Murcia.

La titular del juzgado de Instrucción número 2 de Murcia libró un oficio a la Brigada Provincial de Policía Judicial (UFAM) para que localizasen el domicilio y paradero actual de las tres hermanas, que se trasladaron a Estados Unidos días después de presentar la denuncia.

Las tres jóvenes norteamericanas declararon ante los agentes que habían contratado un seguro específico contra delitos sexuales. Este tipo de seguro cubre la eventualidad de sufrir una agresión sexual.

También, supuestamente, ocultaron que en la estación de autobuses se despidieron afectuosamente de los presuntos agresores sexuales, como prueban las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad. Finalmente, ante la petición, las hermanas norteamericanas que denunciaron una agresión sexual en Murcia ratificarán la denuncia.

El abogado Mariano Bó, que representará a las denunciantes, ha confirmado la ratificación de la denuncia para "aclarar al juez aquellos puntos que su señoría considere oportuno".

Respecto a las especulaciones sobre su rápida vuelta a Estados Unidos, Bó ha señalado que "son ciudadanas norteamericanas, en su país no hay juzgado de instruccción , por lo que e no tienen que ratificar la denuncia. Creyeron cumplida su obligación y por ello se marcharon". "Dijeron que se marchaban, dejaron sus datos y además, una de ellas fue localizada el día 3 para realizar un reconocimiento fotográfico en la embajada de Austria", ha añadido Bó.

Además, ha defendido a las denunciantes ante la "campaña mediática" asegurando que "a mi me han confirmado que no contrataron un seguro con una cláusula antiviolación".