Presentado por su propio inventor

Maluma flipa con el coche termocrómico... ¡y tuneado con su cara!: "No se lo lleven todavía"

Marron también ha sorprendido a Maluma con el 'retrato frito': ha aparecido su cara sobre una sartén al cocinar clara de huevo.

Publicidad

Tenemos con nosotros a René Turrek que es un artista de coches. Vive en Portugal pero trabaja para Ferrari pintando coches. Su trabajo consiste en viajar en su jet privado a todas las partes del mundo que le piden a pintar coches.

Este que tenemos aquí lo ha pintado en Alemania y viene desde allí.Tiene un proceso muy largo para conseguir este efecto tan mágico gracias a la pintura termocrómica.

Lo que ocurre es que los pigmentos termocrómicos sufren una reacción reversible, es decir, un cambio químico reversible, cuando se le aplica una cierta temperatura de tal forma que la nueva sustancia absorbe distintos colores del espectro visible.

El nuestro en concreto, a partir de los 30 grados, no absorbe ningún color y los refleja todos, por eso se ve el dibujo de debajo, pero por debajo de esa temperatura, absorbe la mayor parte de los colores y por eso lo vemos oscuro.

El proceso para preparar el coche es el siguiente:

1.- El coche era blanco y lo primero es pintarlo en morado. 12 horas, para posteriormente lijarlo durante 2h

2.- Se realizan las líneas que veis. Para eso se han utilizado 4km de cinta.

3.- Luego se pinta con rotuladores y pintura acrílica el diseño interno. 8h

4.- Aplicar 2 capas de pintura para conseguir efecto de brillo. 2h

5.- Ahora se prepara la pintura termocrómica. Viene con textura de arena, pero para disolverla hay que meterla en un mortero y convertirla en polvo. Una vez que está en polvo se disuelve en el líquido brillante aplicado anteriormente. Se utilizan 200g por cada litro. Y en total ha usado 4,5 L. Cada 100g vale 600€, con lo cual para este coche solo en pintura termocromica se ha gastado 5400€.

6.- El siguiente paso consiste en aplicar 6 capas de la disolución de pintura termocrómica y posteriormente lijarlo. Y luego 2 capas más de la pintura.

7.- El último procesa es el de secado a una temperatura de 67ºC durante una hora aproximadamente

A continuación, hemos creado un efecto sorprendente al crear una obra de arte sobre una sartén utilizando vaselina y clara de huevo.

Para llevarlo a cabo, lo que haremos realizar un dibujo sobre la superficie de la sartén empleando vaselina, ya que es un fluido viscoso, hidrófobo (es decir, prácticamente no se disuelve en agua) y semitransparente, lo que nos permitirá verter clara de huevo sin que se mezclen pero haciendo imposible distinguir el dibujo a ojo.

Al colocar la sartén sobre el fuego, la clara de huevo comenzará a cocer (la acción de la temperatura hace que la proteína presente en el huevo cree unas estructuras rígidas que provocan la coagulación) transformando el color translúcido de la clara en blanco opaco, revelando el dibujo previamente realizado en vaselina sobre la superficie de la sartén.

Seguro que también te gustará...

Maluma enamora cantando 'Cositas de la USA' en directo en 'El Hormiguero 3.0'

Antena 3 » Programas » El Hormiguero 3.0 » Secciones » Ciencia Marron

Publicidad