Esta noche comenzará haciendo demostraciones de conducción extrema realizando varios trompos mientras sale por la ventana y se pone de pie encima del coche, lo más peligroso es que durante el trompo el coche pueda frenar y por la inercia se pueda caer. Además dice que como han pasado las Navidades ha engordado un poco y le costará salir por la ventana.

El segundo es un reto de mucha precisión ya que Patrik aparcará un coche de una sola maniobra. En 2008 ganó el récord Guinness en aparcamiento extremo con un gap de 22 cm.

Para terminar, el último reto consiste en salir del aparcamiento de una sola maniobra también, para ello hemos tenido que modificar el freno de mano del coche.

Como ya sabéis, el espacio que tenemos es muy reducido, lo cual dificulta aún más las maniobras.

¡Veamos a ver si lo consigue!

Datos adicionales:

- Una vez tuvo un accidente en el que se rompió la clavícula, el omóplato y varias costillas.

- Su abuelo era especialista con caballos.

- Viene de una familia de especialistas de cine también y comenzó a los 8 o 9 años a conducir, pero tenía 15 años la primera vez que puso un coche a dos ruedas.