El presentador de ‘¡Ahora Caigo!’ disfruta cada programa como si fuera el primero, dando rienda suelta a su imaginación, pero a veces la diversión se ve truncada con algún mensaje. Arturo recibió un tenso recordatorio de su mujer para una reparación que tiene pendiente en casa. ¡Esto le pasa por no apagar el móvil!

Muchos momentos le han dejado sin palabras, el presentador vive muchas situaciones incomodas, sus chistes no siempre tienen el éxito esperado y a veces provoca que todo el plató se quede en silencio. Quiso dedicar el programa a los conocidos luchadores japoneses de sumo, creando uno de sus ingeniosos chistes, pero no obtuvo el resultado esperado.

Si hablamos de silencio también tenemos que destacar uno que sorprendió a todo el plató. Contamos con una traductora de signos para un grupo de chicas sordas que acudieron al programa pero parece que tuvo ciertas dificultades para traducir uno de los chistes de Arturo Valls. ¿Hará gracia en lengua de signos?

Una de las características de ‘¡Ahora caigo!’ son sus muletillas, hemos tenido infinidad de estas. Hace poco tuvimos que despedir a una, ‘El Euro’ tuvo que cambiar y Arturo Valls quiso hacerle una despedida digna, por todo lo alto, y la cantó por última vez en el programa. ¡Espectacular!

Arturo Valls nos ha dejado muchos divertidos momentos, sus chistes, bromas y canciones siempre llenan de alegría el plató de ‘¡Ahora caigo!’. El presentador tiene un estilo propio y único.