ObjetivoTV » Número de Serie

NÚMERO DE SERIE

La séptima temporada de 'Anatomía de Grey' finaliza como la peor de su historia

Las siete temporadas que lleva 'Anatomía de Grey' en antena pesan. Y mucho. El drama médico más popular de los últimos años comienza a mostrar signos de agotamiento, repetición y deriva sin rumbo. Para colmo acabamos de ver la Season Finale más sosa de todas, en un capítulo en el que, a pesar de recurrir al casting original, nos dejó con una gran indiferencia. La audiencia (9,8 millones) fue el peor dato histórico para una final y supone una pérdida de casi 5 millones con respecto al inicio de la séptima temporada.

Anatomía de Grey

ABC Anatomía de Grey

Publicidad

¿Qué ha pasado para que la mayoría de los fans compartan este descontento? Sencillo. La serie ha perdido su esencia, aquello que tanto nos enganchó en las primeras temporadas. Las ausencias de los miembros del cast original se notan demasiado y el sobre protagonismo de otros personajes, especialmente el de Callie, empieza a irritar. Muchos pensamos que la serie debería acabar ya, al finalizar la octava temporada, fecha que coincide con el fin de los contratos de los actores originales. ¿Dónde están los protagonistas?

¡¡CUIDADO!!!
Contiene spoilers sobre el final de la séptima temporada de 'Anatomía de Grey'.
Meredith y Derek.  Se supone que es la pareja protagonista de la serie, pero salen tan poco en pantalla que lo podría hacer cualquier extra. La poca presencia del "MerDer" ya comenzó en la sexta temporada, donde las apariciones de ambos se contaban por segundos. Este año ha sido peor aún y sólo han tenido una trama con consistencia en los últimos capítulos: la adopción de una niña de Malawi, Zoola. 

Meredith ha manipulado el ensayo clínico del Alzheimer y Derek se va de casa, dejando a su mujer sola con la pequeña Zoola. Sí, hay drama por doquier, pero mal empleado. La serie no puede vivir con unos protagonistas que sólo tienen presencia en pantalla al inicio y al final de cada temporada. No es suficiente. 

Cristina y Owen. Esta pareja funcionó de forma excelente en la quinta temporada, y Cristina es un pilar fundamental de 'Anatomía de Grey', sino el que más. El síndrome post traumático de la doctora Yang tras el tiroteo fue una trama excelente, pero lo han estropeado todo con un embarazo repentino y sacado de la manga. Espero que por el bien de la serie Cristina no tenga ese bebé, sería una traición absoluta al mejor personaje que hay en estos alicaídos momentos.
Alex. Tras la marcha de la actriz Katherine Heigl, el doctor Karev se ha quedado cojo, sin chispa. El mazazo que supuso la pérdida del personaje de Izzie ha dejado un hueco que se hace demasiado evidente. Y desde entonces no hemos vuelto a ver al antiguo Alex, que tanto nos gustaba. Con la doctora Lucy ha hecho lo que ha podido, pero se han quedado a medio camino.

Sin duda ha tenido un gran momento en la temporada, al delatar a Meredith ante Owen y eliminar de un plumazo sus propias posibilidades como jefe de residentes. Es la primera vez que Alex y Mer se pelean y si saben hacerlo puede dar juego la próxima (y por favor última) temporada

Bailey. ¿Alguien ha visto a Bailey? ¿Alguien sabe cómo ha pasado de soltera a tener un novio enfermero? ¿Puede alguien explicar cuál ha sido su trama en la séptima temporada? Nadie puede contestar a estas preguntas, porque no tienen respuesta. Ha sido el personaje más menospreciado de toda la temporada y han dejado que una gran actriz como Chandra Wilson actúe más como personaje de apoyo que como protagonista. Una pena y un desperdicio de talento.
Callie, Arizona y Mark. Ausencia de unos y sobrecarga de otros. El trío Callie, Arizona y Mark ha estado hasta en la sopa. Embarazo de Callie, boda por todo lo alto, episodio musical… ¿Qué más se puede pedir? Hemos tenido momentos en los que parecía que la serie se llamaba 'Callie’s Anatomy' y esto ha provocado un aluvión de críticas mundial. Menos mal que la finale nos ha dado un respiro. 

Lexie. Otro gran desperdicio que nos hace aborrecer a este personaje. La relación de ida y vuelta con Mark nos cansa, su relación con Jackson nos aburre, su no relación con Meredith ni la entendemos… ¿Qué hacer con Lexie? Nada, eso es lo que han hecho los guionistas, nada.
Es una pena que una serie que en su momento fue apoteósica, esté en un punto que mezcla el culebrón y el lagrimeo gratuito. Crucemos los dedos para que Shonda Rhimes, creadora y guionista, sepa poner el punto y final a la serie el año próximo. No queremos experimentos y desde luego los fans rechazamos de plano una 'Anatomía de Grey' sin la presencia de los actores originales. Pero todo es posible en las series... Mientras tanto, seguiré con los dedos cruzados.

Publicidad