Los preparativos para la despedida de soltero de Tino, el churrero, van a toda máquina. Y es que los hombres son fáciles de contentar en estos casos: alcohol y una stripper y el evento tiene el éxito garantizado... Preparar la de Alicia ya es otra cosa: Sandra organiza el tema y pronto se queda sorprendida de lo dispuestas que están todas las mujeres del camping a colaborar para que la fiesta sea... un auténtico desastre.