COMPARTÍAN REPRESENTANTE

Molly Shannon admite que sufrió acoso sexual por parte de Gary Coleman: "Fue implacable"

La cómica Molly Shannon ha revelado que fue acosada sexualmente por el actor, ya fallecido, Gary Coleman. El suceso ocurrió cuando la actriz comenzaba su carrera y tuvo que "patearlo" para poder huir.

Molly Shannon

Molly Shannon Gtres

Publicidad

Molly Shannon ha confesado ser víctima de acoso sexual por parte de Gary Coleman. La actriz acaba de publicar sus memorias tituladas 'Hello, Molly' en las que ha revelado este suceso, del que ha comentado todos los detalles en una entrevista.

La actriz es conocida por sus papeles cómicos, destacando su participación en 'Sturday Night Live' y de forma más reciente en la serie 'The White Lotus'.

Ahora, a sus 57 años, ha hablado de cuando el inicio de su carrera sufrió una acoso sexual a manos del actor difunto Gary Coleman, quien murió en 2010 después de un derrame cerebral.

El actor Gary Coleman
El actor Gary Coleman | Getty

Esta revelación ha tenido lugar en 'The Howard Stern Show', y Shannon ha recordado que conoció a Coleman ya que ambos compartían el mismo representante, Mark Randall, quien presentó a los dos actores.

Según cuenta la intérprete, ella accedió debido a que Coleman era una ex-estrella infantil y gozaba de más fama que ella en ese momento, así que creyó que el encuentro sería bueno para su incipiente carrera.

"Mark vino con nosotros también, y tenían la suite presidencial. Entramos en la habitación y Mark desapareció", comenzó relatando. "Creo que él dijo: 'Siéntate en la cama'. Fue muy dulce, pero luego empezó a hacerme cosquillas. Y yo dije: 'Oh, detente'".

 

"Estaba tratando de ser cortés y esas cosas. Era una chica católica, educada y virgen, así que en ese momento era ingenua con todo aquello", ha admitido.

"Era implacable. Entonces, él estaba tratando de besarme y ponerse encima, así que yo le dije: 'No, Gary. Detente'. Entonces, lo empujé", ha recordado a la vez que cuenta que se deshizo de él y se encerró en el baño después de "patearle". "Él metió las manos debajo de la puerta y dijo: '¡Puedo verte!'".

Finalmente pudo huir sin que la situación se agravara, pero no sin antes increpar a su agente, al que dijo que "vigilara a ese cliente suyo", aunque ha manifestado arrepentirse por no haber actuado de una manera más contundente.

ObjetivoTV » Cine

Publicidad