ObjetivoTV » Actualidad » Internacional

DIRIGIDO POR JOE BERLINGER

'Escena del crimen: Desaparición en el hotel Cecil': Todas las claves del documental sobre la chica del ascensor

Los amantes del 'true crime' tienen en 'Escena del crimen: Desaparición en el hotel Cecil' una buena opción. Dirigido por Joe Berlinger, todo un experto ya en este formato, el documental de 4 capítulos explora qué pudo pasar con Elisa Lam.

Publicidad

¿Qué pasó con Elisa Lam, la joven canadiense que fue vista por última vez en un vídeo de seguridad del ascensor del hotel Cecil mostrando un extraño comportamiento?

La antología de Netflix 'Escena del crimen', que nos mostrará la mitología detrás de los lugares en los que han ocurrido conocidos casos recientes, comienza con 'Desaparición en el hotel Cecil', y analiza todo lo ocurrido en esta incógnita.

Elisa Lam, de 21 años, desapareció pocos días después de llegar a Los Angeles y alojarse en el hotel Cecil, un establecimiento con un pasado sórdido y espeluznante, algo que los turistas suelen desconocer cuando llegan allí.

Su misterio sigue sin resolverse, y la ausencia de pistas llevó a la policía a compartir la única pista que tenían sobre su desaparición: esa grabación de apenas 4 minutos en la que la joven intentaba coger el ascensor del hotel, pero este no reaccionaba, y ella parece ser perseguida por alguien, que nunca lleva a verse en el vídeo.

 

Un hotel con un pasado turbulento

Construido en los años 20, el hotel, ubicado en pleno centro de Los Ángeles, sirvió en el pasado como lugar de hospedaje a asesinos en serie como Jack Unterweger y a Richard Ramírez, más conocido como el Acosador Nocturno. En general, su ubicación y lo económico que resultaba alojarse en él hizo un efecto llamada para convertirse en el lugar elegido por ex presidiarios para pasar sus días.

Elisa Lam, desaparecida 5 días después de llegar al hotel

La estudiante de 21 años procedente de Canadá llegó a Los Angeles el 26 de enero de 2013. La última vez que fue vista fue solo 5 días después, el 31 de enero, en el ya famoso ascensor. Las autoridades peinaron el hotel de arriba a abajo, pero sin encontrarla. No fue hasta el 20 de febrero, cuando las quejas de los residentes hicieron que se inspeccionaran las cisternas del establecimiento, cuando Elisa fue encontrada en el fondo de uno de los tanques.

Publicidad