Lidia San José se coló en nuestro corazón en los años 90 con series como 'A las once en casa' o '¡Ala … Dina!', la actriz que iba encaminada al estrellato infantil, comenzó a difuminarse entre papeles pequeños hasta desaparecer del ojo del público. Eso fue, claro, hasta que llegaron Los Javis. Con un papel protagonista haciendo de si misma, San José volvió a la televisión gracias al fenómeno del momento, 'Paquita Salas'. Nadie mejor que ella misma para reírse de su propia deriva profesional. A raiz de esta serie, la intérprete se ha incorporado al reparto de 'Luis Miguel', donde da vida a Ana, la amante de Luisito Rey.

Al margen de su vida profesional, la actriz ha confesado en su cuenta oficial de Instagram el duro momento que vivió cuando se inició en el mundo de la interpretación. San José ha querido compartir con sus seguidores el terrible accidente que sufrió cuando era una niña y cómo la ha marcado desde entonces. La intérprete ha transmitido un mensaje de valentía y superación digno de admirar. "Amo esta foto porque para mi supone la superación de uno de los momentos más duros de mi vida y del que aún sufro pequeñas consecuencias".

San José se tuvo que enfrentar a un trágico accidente que le deformó la cara y con el que estuvo sufriendo burlas en el colegio, ya que decidió no operarse porque "le tiene miedo a los quirófanos". "Pensé que mi sueño de ser actriz se había acabado". La actriz ha compartido este este duro momento con todos sus seguidores para demostrar que con "buena actitud" pudo superar esta dificilísima situación y conseguir su sueño de ser actriz.