NovaMás » Vida

EVITAR ALERGIAS

¿Tienes alergia, pero quieres una mascota en casa? Estas son las razas más adecuadas para ti

Si tenemos alergia, conviene tener en cuenta diversos factores a la hora de decidir si queremos tener una mascota.

Las alergias pueden hacer que nos planteemos no tener mascotas.

iStock Las alergias pueden hacer que nos planteemos no tener mascotas.

Publicidad

Si somos alérgicos y queremos elegir a una mascota, no basta con elegir razas con menos pelo, ya que aquellas personas que reaccionen a la saliva del animal seguirán teniendo alergia a su mascota, sea de la raza que sea.

Cuando decidimos tener una mascota, ya sea un perro o un gato, damos por hecho que nuestro hogar pasará a estar lleno de pelos. Por más que pasemos el aspirador cada mañana, va a ser difícil que nos libremos de ver volar las pelusas por todos los rincones de la casa. Y claro, si en casa hay algún miembro alérgico a los perros o a los gatos, esto es motivo de preocupación.

Hoy en día, hay mucho marketing y un mercado que pretende vender lo que sea, a quien sea. Si el alergólogo nos dice que nuestro hijo es alérgico a los perros, parece lógico pensar que no es buena idea tener uno, por mucho que en internet nos digan que esa raza "no da alergia". A continuación, vamos a exponer por qué.

El pelo es una de las causas de la alergia a las mascotas.
El pelo es una de las causas de la alergia a las mascotas. | iStock

Para poder explicar con propiedad el asunto de las alergias, lo analizaremos desde una doble visión: médica y veterinaria.

La creencia popular es que es el pelo de los animales lo que da alergia, pero eso es una afirmación poco exacta, ya que hay muchos más factores que pueden activar estos receptores en las personas sensibles.

La alergóloga del Hospital Universitario de Alcalá de Henares, la Dra. Ana Laiseca, nos cuenta que, en el caso de los perros, la alergia la producen las proteínas no solo del pelo, sino también del epitelio (piel) y de la saliva. En el caso de los perros, algunas personas son sensibles al antígeno prostático, presente en machos enteros.

Con esta información, podemos entender que no basta únicamente con elegir razas con menos pelo, ya que aquellas personas que reaccionen a la saliva del animal seguirán teniendo alergia a su mascota, sea de la raza que sea.

Por otro lado, es cierto que hay determinadas costumbres que pueden ayudar a que la carga alergénica de la casa sea mucho menor, y así poder tener una convivencia más sana.

Razas Hipoalergénicas

Aunque ya sabemos que no existen, podemos englobar aquí a aquellas razas que sueltan menos pelo y, por lo tanto, dejan menos carga alérgica en el hogar. Hace años, se creía que los animales de pelo corto (Shar pei, Bóxer, bodegueros…) eran los más recomendables en este aspecto, pero en la práctica, suelen tener un pelo más duro y al mudarlo, se queda clavado en las superficies, siendo mucho más difícil eliminarlo. Al abrazarlos, muchas personas sufren una irritación en los antebrazos y cuello, puesto que el pelo se clava sutilmente en la piel y produce una irritación alérgica local.

Por todo esto, las razas más adecuadas son aquellas que menos pelo mudan y lo tienen sedoso, como por ejemplo los caniches, bichones, Shit Zhu, Yorkshire, Schauzers, Afganos, perros de aguas o los que genéticamente tienen menos pelo, como los crestados chinos, en el caso de los perros, y los abisinios, en el de los gatos.

No olvidemos que dichas razas siguen mudando epitelio en forma de caspa y poseen proteínas alergénicas en la saliva o antígeno prostático (los machos), por lo que deberemos combinar la elección de la raza con el resto de las medidas que veremos a continuación.

Vetriderm

Este producto veterinario salió al mercado hace unos años intentando solventar otro de los eslabones de la cadena de alergias. Esta loción está indicada para echarla sobre el manto del animal y romper las proteínas epidérmicas antes de su caída en el ambiente, bajando notablemente la presencia de este agente en la casa.

Baños frecuentes

Aunque no es recomendable como rutina, conviene bañar a los animales con una frecuencia mayor de una vez cada tres semanas. En los casos de personas alérgicas en la casa, es necesario hacerlo cada quince días para poder eliminar durante el baño la mayor parte de pelo y descamación posible, con champús adecuados y suaves. Estos baños no debería realizarlos la persona alérgica.

Limpieza de la casa

A diario vemos en la televisión nuevos modelos de aspiradoras indicadas para casas con mascotas. Hay que decir que una rutina de aspiración diaria es uno de los mejores aliados para estos hogares. Se suele combinar la limpieza activa de superficies y rincones con los robots que aspiran solos cuando no estamos en casa, para intentar que el polvo de la casa sea el menor posible, ya que puede llevar asociado partículas epidérmicas y de la saliva de nuestro amigo peludo.

La ropa de cama y fundas de sofás deben lavarse a 70ºC al menos una vez a la semana.

Dormitorios y sofás

Una de las primeras premisas que nos recalca la alergóloga es impedir que la mascota entre en el dormitorio de la persona alérgica. En esa habitación solemos pasar mínimo 8 horas al día y es fundamental evitar esa exposición al máximo.

Igualmente, no debemos permitir que la mascota suba a los sofás donde vamos a estar sentados, ya que es uno de los focos más frecuentes de alérgenos.

Esterilización en perros macho

Como ya hemos visto, hay un antígeno prostático que a algunas personas alérgicas a los perros puede desencadenarles el brote de alergia. Se recomienda, en todos los casos de perros macho de estas casas, realizar dicha intervención, que no conlleva ningún riesgo para el animal y sí puede solucionar gran parte del problema.

Vacunas

En última instancia, será el alergólogo el que realizará todas las pruebas oportunas para ver si esta persona puede beneficiarse de la vacuna pertinente y así poder establecer un tratamiento para controlar esa alergia al máximo posible.

No podemos pretender solucionar un tema tan complicado como la alergia confiando solo en consejos en foros de mascotas. Cualquier problema de salud debe consultarse siempre con el profesional médico adecuado, ya sea un médico en el caso de las personas o un veterinario en el de nuestras mascotas. Buscar soluciones en internet para este tipo de problemas no suele dar más que complicaciones y errores que nos pueden salir muy caros.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

Cómo eliminar el olor de las mascotas en tu casa

Publicidad