NovaMás » Vida

HIGIENE ÍNTIMA

¿Por qué sería peligroso no cambiarse de ropa interior todos los días?

Aunque la frecuencia de lavado depende principalmente del tipo de tejido, es una regla que no debe aplicarse bajo ningún concepto en la ropa interior y te explicamos por qué.

Publicidad

Hacer la colada es una de esas tareas domésticas obligatorias de todas las semanas. A medida que se llena el cesto de la ropa sucia, también llenamos el tambor de la lavadora para poder programar lo antes posible un ciclo de lavado. Con esto no es difícil preguntarse cada cuánto tiempo sería recomendable lavar cierto tipo de prendas.

La frecuencia de lavado depende principalmente del tejido del que estamos hablando, siendo por ejemplo los pantalones vaqueros una de las prendas que se aconseja introducir en la lavadora cada 10 usos. Si bien es una recomendación que tiene como objetivo estirar la longevidad del material, es una norma que no debe aplicarse bajo ningún concepto a la ropa interior.

Pero, ¿por qué motivo? ¿Es peligroso no cambiarse la ropa interior todos los días? En el vídeo de hoy te explicamos todas las razones por las que no es nada aconsejable para la salud íntima femenina.

Un estudio descubre que el 21% de mujeres utilizan la misma ropa interior varios días

Generalmente, es después de ducharnos cuando nos cambiamos de ropa interior. La echamos en el cesto de ropa sucia y, cuando tenemos la cantidad perfecta para llenar una carga, lavamos la ropa y la colgamos en el tendedero. Es un proceso higiénico que realizamos casi de manera instintiva, pero una encuesta realizada por The Derm Review ha revelado unos datos alarmantes.

De acuerdo a los datos recogidos por la plataforma del cuidado de la piel en Reino Unido, un 21% de mujeres utilizan la misma ropa interior femenina durante varios días, y un 24% no se cambia de ropa después de hacer ejercicio. Los motivos detrás de estos hábitos son de lo más variopintos, siendo el ahorro de tiempo, razones medioambientales y el coste de lavar la ropa algunas de las causas predominantes.

Los expertos han mostrado su preocupación y han explicado que no cambiarse la ropa interior todos los días es un peligro para la salud genital. La humedad y demás factores son el caldo de cultivo perfecto para la aparición de hongos.

Según Elle Macleman, bioquímica del cuidado de la piel en The Derm Review hace especial hincapié en que debemos mantener una buena higiene en la zona cambiándonos de ropa interior todos los días y aplicando los cuidados adecuados. De lo contrario, podríamos asumir riesgos como infecciones, irritación, secreción anormal y erupciones cutáneas.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

Qué es mejor: ¿dormir con ropa interior o sin ella?

Publicidad