Novamas » Vida

TRUCOS

Manchas amarillentas en las sábanas: Trucos y remedios para lavarlas

Te contamos qué no debes hacer si han aparecido manchas amarillentas y los mejores remedios para lavar sábanas blancas y dejarlas como recién compradas.

Publicidad

Parece que no importa cuán insistentes seamos en algunas tareas del hogar: hay cosas que simplemente sufren las consecuencias del paso del tiempo o sencillamente se ensucian con mayor facilidad. Pero aún a sabiendas de que hay labores que debemos realizar todas las semanas como por ejemplo lavar las sábanas; el sudor, los aceites naturales de la piel y las diversas lociones que usamos para el cuerpo, pueden provocar la aparición de manchas amarillentas en la ropa de cama.

A pesar de que puede parecer que la solución a algunos problemas está completamente fuera de nuestro alcance, lo cierto es que hay algunos trucos para decirle adiós a este tipo de suciedad. En el vídeo te contamos qué no debes hacer si han aparecido manchas amarillentas y los mejores remedios para lavar sábanas blancas y dejarlas como recién compradas.

La lejía no es una opción para eliminar las manchas amarillentas

Uno de los primeros remedios que se nos puede venir a la cabeza es utilizar lejía. Si bien es cierto que es un producto con altas propiedades blanqueadoras y en algunos casos puede resultarnos verdaderamente útil, no es la mejor solución debido a que la lejía se oxida cuando entra en contacto con las manchas y puede incluso estropear la tela. Además, las pieles sensibles que tocan las sábanas lavadas con lejía pueden irritarse.

El truco para blanquear las sábanas y eliminar todo rastro de manchas

La mejor solución para eliminar las manchas amarillentas en las sábanas es usar limón, ya que es una fruta con propiedades antioxidantes y poderes blanqueadores naturales. Para ello es tan fácil como añadir medio vaso de limón dentro del compartimento del detergente junto con el detergente en polvo o el detergente líquido habitual. Después tan solo tendremos que programar un ciclo de lavado según las recomendaciones de la etiqueta. El limón no sólo blanqueará la tela y la dejará como recién comprada, sino que también proporcionará un olor agradable y fresco.

Si las manchas tienen mucho tiempo y son difíciles de eliminar con un lavado regular, se recomienda sumergir previamente las sábanas en una solución de vinagre y agua durante 30 minutos. Esta combinación no sólo aumentará los efectos blanqueadores, sino que el zumo de limón neutralizará el olor a vinagre al instante.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

¿Por qué es necesario cambiar la funda de la almohada cada dos días?

Publicidad