MANICURA SEMIPERMANENTE

Un estudio advierte que los secadores de uñas pueden aumentar el riesgo de cáncer de piel

Una investigación de la Universidad de California en San Diego ha alertado que una repetida exposición a la luz ultravioleta de las lámparas de secado de manicura semipermanente puede llegar a dañar nuestro ADN y generar muerte celular, lo que podría, a largo plazo, aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de piel.

Publicidad

El boom de la manicura semipermanente ha preocupado a los expertos en salud desde su inicio. Al principio se alertó de las sustancias tóxicas que contenían los esmaltes de uñas de larga duración y eso hizo que muchas marcas trabajaran para eliminarlas de sus productos y así ofrecer una manicura segura a sus clientes.

Pero ahora que esa cuestión ha quedado solucionada, hay otra que preocupa aún más: la lámpara de secado. "Estos dispositivos, se comercializan como seguros, sin nada de qué preocuparse [...] Pero, hasta donde sabemos, nadie ha estudiado cómo afectan a las células humanas a nivel molecular y celular", ha dicho el científico búlgaro-estadounidense Ludmil B. Alexandrov, autor de un estudio reciente de la Universidad de California en San Diego, Estados Unidos, sobre este objeto y sus efectos sobre la salud.

Los resultados de esta investigación han señalado que la luz ultravioleta (UV) que irradia esta máquina secante puede llegar a dañar nuestro ADN y generar muerte celular, lo que podría, a largo plazo, aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de piel.

Un estudio alarmante

"Recientemente, un pequeño número de casos de melanoma y no melanoma, detectados en la uña o en el dorso de la mano, se han atribuido supuestamente a la exposición a la radiación ultravioleta emitida por los secadores de esmalte de uñas", explican en la introducción de esta investigación.

Y, precisamente, ha sido por casos como estos que el equipo liderado por Alexandrov, ha estado irradiando células de ratas y humanas, para así comprobar los daños reales de los rayos que emiten estas lámparas secantes.

¿El resultado? "Una sola irradiación de 20 minutos resultó en un 20-30 % de muerte celular, mientras que tres exposiciones consecutivas de 20 minutos causaron entre un 65 % y un 70 % de muerte celular", alertan.

Sobre las conclusiones extraídas del estudio, el científico búlgaro-estadounidense ha destacado que parte el daño causado por el secador de esmalte de uñas sobre el ADN es irreparable y "conduce a mutaciones después de cada exposición". También han observado que la exposición a los rayos UV de estas lámparas puede causar disfunción mitocondrial, "lo que también puede provocar mutaciones adicionales". "Examinamos pacientes con cánceres de piel y vemos exactamente los mismos patrones de mutaciones en estos pacientes que se observaron en las células irradiadas", añade.

A pesar de que el estudio es muy alarmante, los mismos investigadores afirman que hace falta un estudio epidemiológico a largo plazo antes de afirmar de forma concluyente que las lámparas de secado de esmalte semipermanente pueden provocar cáncer de piel.

Protege tu piel

Pero como es mejor prevenir que curar, a partir de ahora, cuando vayas a hacerte la manicura, trata proteger tu piel. ¿Cómo? Con factor de protección solar SPF +50 o con unos guantes especiales para esta práctica que cubran toda la piel excepto la punta de los dedos.

Esto es lo que recomienda esta farmacéutica en Instagram:

Trata también de no abusar de este tipo de esmaltado, deja que tus uñas "respiren" cada cierto tiempo.

Novamas » Vida

Publicidad