SALUD OCULAR

¿Cuál es la diferencia entre orzuelos y chalaciones?

¿Sabes en qué se diferencian los orzuelos y los chalaciones? En este artículo te vamos a dar las claves para saber distinguirlos, cómo se causan y cuáles son los remedios para curarlos.

Orzuelo

Orzuelo iStock

Publicidad

De la misma manera que regularmente vamos al médico de cabecera para hacernos analíticas de sangre y comprobar que todo funciona correctamente, también deberíamos hacer lo mismo con nuestra salud ocular.

Es muy importante tener una buena visión y hacer controles periódicamente para evitar problemas en los ojos, por poco graves que sean. Como en el caso de los orzuelos y los chalaciones.

¿Qué es un orzuelo?

El orzuelo es una inflamación que se produce al borde del párpado o en la base de la pestaña. Aunque es pequeña, hace que la zona se vuelva roja y es dolorosa. Uno de los motivos que causan la aparición de los orzuelos es la infección bacteriana de un folículo piloso. Es decir, cuando la raíz de una pestaña se infecta.

Cuando tengas un orzuelo notarás picor en el ojo, lagrimeo y esa sensación de cuando se mete algo en el ojo. También, tu ojo será más sensible a la luz y puede ser que aparezca un poco de pus.

Hay dos tipos de orzuelos: el externo y el interno. El externo es el que aparece en la base de la pestaña, mientras que el interno verás que crece dentro del párpado. En este último caso, se produce por una infección de la glándula que produce la grasa del párpado.

¿Qué es un chalación?

Por su parte, un chalación también es una inflamación del párpado que surge en una zona más alejada de las pestañas. Al principio se puede confundir con un orzuelo interno, ya que también lo produce la glándula de grasa (o de aceite) cuando se obstruye. Pero reconocerás que es un chalación porque al cabo de unos días no tendrás dolor o tendrás un dolor más leve que el del orzuelo.

Si ves que el chalación es cada vez más grande, el párpado se volverá rojo, se hinchará y hará presión sobre el ojo.

Tanto el chalación como el orzuelo también están provocados por la blefaritis, esto es, una inflamación de los párpados que, si se agrava, pueden aparecer costras.

¿Cómo se pueden curar los orzuelos y los chalaciones?

Como siempre recomendamos desde NovaMás, a la mínima ocasión que notes molestias en el ojo, llama a tu oftalmólogo para que te guarde hora para una visita. Él sabrá mejor que nadie cómo se debe tratar el problema.

¿Qué es lo que te podría recetar el oculista? Por un lado, te podría dar un antibiótico para tratar la infección del orzuelo o del chalación o algo más casero, como por ejemplo, poner sobre el ojo un paño limpio y húmedo con agua caliente durante unos diez minutos y varias veces al día.

Si la cosa se complica y el chalación o el orzuelo están demasiado hinchados, puede que el oftalmólogo te pinche un poco de cortisona para reducir la inflamación. Y si esto no te hace efecto, o tu visión es cada vez más borrosa, el siguiente paso es una pequeña cirugía para drenar.

En cualquier caso, insistimos, lo mejor es ponerse en manos de un profesional para poder solucionar el problema con éxito.

Novamas » Vida

Publicidad