NovaMás » Vida

TRUCOS CURIOSOS

Cómo conseguir que tu caca no huela

Cuando no nos encontramos en casa, ir al baño puede convertirse en una situación algo embarazosa. Con estos trucos evitarás dejar mal olor. ¡Apunta!

Publicidad

Ir al baño supone la posibilidad de dejar mal olor cuando termines, lo que puede convertirse en una situación algo embarazosa cuando no estamos en nuestra propia casa. Muchas veces, las ganas de defecar aparecen en los momentos más inoportunos, lo que hace imposible que nos podamos aguantar y tengamos que acudir al baño más cercano. Aunque creas que es inevitable, en realidad existen algunas formas de conseguir que nuestras heces no dejen un hedor tan desagradable.

Si quieres conocer más trucos y detalles sobre cómo puedes conseguir que tus desechos no huelan mal o evitar que lo hagan, visualiza nuestro vídeo.

Mantener una buena alimentación

Llevar una alimentación correctamente equilibrada es, básicamente, la forma más eficaz e importante para no dejar mal olor cuando vamos al baño. Si los alimentos que tomamos son saludables, ayudará a mantener una buena salud intestinal.

Mantener una alimentación equilibrada contribuirá a una buena salud intestinal, lo que contribuirá a no dejar tan mal olor al ir al baño

Tirar de la cadena inmediatamente

Un truco que posiblemente no conocías, es tirar de la cadena inmediatamente después de haber terminado de defecar. De esta forma evitaremos que el mal olor que pueda acompañar a las heces acabe distribuyéndose por el cuarto de baño. Después, puedes añadir varias gotas de jabón en el fondo del baño y volver a tirar de la cadena. Así, el jabón hará espuma y el buen olor del mismo se expandirá por la estancia.

Sumado a esto, para conseguir mejores resultados, también puedes añadir unas gotas de aceite esencial.

Añadir detergente para la ropa en la cisterna

Si añades un chorro de detergente para la ropa en la cisterna, el detergente se irá al fondo y permanecerá ahí. Cada vez que se tire de la cadena, el agua irá acompañada de este detergente que hará espuma y el retrete quedará con buen olor.

Encender cerillas

Encender unas cerillas cuando vamos al baño es un truco muy clásico, aunque su efecto dura muy poco tiempo, pero sí que puede servir como un método eficaz. El olor que dejan las cerillas al apagarse, es un buen camuflador del mal olor.

Un truco muy clásico es encender cerillas, ya que el humo que sale de ellas al apagarlas es un buen camuflador del olor, aunque su efecto dura muy poco tiempo.

Sprays para el mal olor

Por último, una buena opción es llevar siempre en el bolso o en la chaqueta un spray que elimina el mal olor. Estos son pequeños botecitos a la venta en cualquier supermercado y son específicos para este problema. Están disponibles en varios olores agradables como frutos rojos, manzana... y resultan muy efectivos.

Seguro que te interesa...

Alimentos con efectos laxantes que te ayudarán a ir al baño

Publicidad