Novamas » Gente

TRISTE PERO TRANQUILA

Primeras palabras de Norma Duval tras el último adiós a su madre

Normal Duval ha dado el último adiós a su madre que fallecía este lunes a los 89 años. Un momento difícil pero ante el que la vedette se ha mostrado serena ya que ha estado a su lado hasta el último momento.

Publicidad

Muy triste tras el fallecimiento de su madre, pero también muy entera porque ha estado con ella hasta el último momento y ha hecho lo que ha podido por su bienestar, Norma Duval ha asistido muy emocionada al entierro de su progenitora en el madrileño cementerio de San Isidro y con la clase y la amabilidad que la caracteriza, ha atendido a la prensa para contarnos cómo fueron los últimos momentos de Purificación y dedicar unas palabras de agradecimiento a aquellos que se dedican a cuidar a personas enfermas como su madre, que llevaba diez años padeciendo un alzheimer que se agravó en los últimos tiempos.

Serena porque pudo estar con su progenitora hasta el último momento, Norma ha confesado que "he podido disfrutar de ella y estar con ella, pero ya estaba muy delicada los últimos años, sobre todo el último año ya estaba muy delicada".

"Se ha ido tranquila, rodeada de su familia y como ella quería. No hemos podido hacer más, hemos hecho todo lo que hemos podido", ha señalado la vedette, recordando emocionada que ha intentado estar siempre a su lado porque "mi madre era muy importante para mí".

Muy afectada pero sin perder la sonrisa, Norma ha desvelado que tanto ella como sus nietos "la han mimado mucho. Toda la familia, todos la han querido. Y las chicas que la han cuidado, todas la han querido, maravillosas, con un cariño enorme".

Acerca de la causa de la muerte, la actriz ha revelado que "fue un paro cardíaco respiratorio, o sea que es el corazón que ha dejado de funcionar". "Ha tenido una enfermedad muy larga, el alzheimer es muy duro", añadió.

Por ello, a pesar de estar muy afectada por el fallecimiento de su madre, Norma ha querido dedicar unas palabras a aquellos "que cuidan a los demás porque es de una generosidad enorme, no solo para el enfermo que ya es duro para él, sino para las personas que están alrededor".

"Y nada, no puedo decir más. Mi madre se ha ido pero como se tenía que ir. Con su familia, con mucho amor y hemos hecho todo lo que hemos podido y nada más. Gracias", ha concluido, intentando sonreír en estos durísimos momentos en los que sin duda el cariño que recibió su madre en todo momento es un gran consuelo para Norma.

Publicidad