Novamas » Gente

UNA DIFÍCIL DECISIÓN

Natalia Sánchez cuenta cómo ha sido la primera noche de destete de su hijo Neo: ''¡Es una tortura!''

Natalia Sánchez ha narrado cómo ha sido la complicada primera noche que ha vivido sin darle el pecho a su hijo pequeño, Neo.

Publicidad

La naturalidad con la que trata siempre la maternidad hace que las redes de Natalia Sánchez se hayan convertido en toda una fuente de inspiración para muchas mamás. Y es que, las experiencias que comparte asiduamente junto a sus dos hijos, Lia y Neo, son de gran ayuda para muchas. Sin embargo, las dudas e inseguridades también son en varias ocasiones las protagonistas de estas vivencias.

Hace tan solo dos meses la actriz compartía con todos sus seguidores el miedo que sentía ante el destete de su primogénita de 2 años, donde aseguraba que ''estaban en puntos diferentes'', y ahora ha querido explicar en su perfil cómo ha sido la primera noche sin darle el pecho al benjamín de la casa: ''¡Primera noche de 'destete nocturno' superada! (Bueno, 'superada', por decir algo!) Llevo meses planteándome destetar a Neo por la noche'', ha comenzado narrando.

Una delicada decisión que ha tomado por un importante motivo que ella misma ha desvelado: ''¡Sus múltiples despertares! Siempre había dormido genial pero desde hace 3 meses se despierta cada 20-30 min pidiendo teta ¡a gritos! Lo cual no tiene mucho sentido porque duerme pegado a mí y enganchado a la teta TODA la noche''.

Pese a ello, la intérprete entiende que ''es normal que los peques se despierten varias veces durante la noche'', sin embargo, el problema, en su caso, es que ''Neo se ha acostumbrado a necesitar la teta para volverse a dormir en sus despertares nocturnos'', algo que ha hecho que se haya convertido en una situación insostenible: ''Yo ya no soy 'persona' durante el día… ¡Es una tortura!''.

Natalia asegura que ha seguido el mismo procedimiento que siguió con su hija mayor para iniciar el destete: ''Antes de acostarle, le dije que la teta se iba a dormir, le expliqué cómo íbamos a pasar la noche, que le daría agua cuando quisiera, que mami iba a estar toda la noche con él, etc (…) y nos despedimos de TODO lo que había en la casa, TODO: la luna, los peluches (uno por uno), Lia, papá, los pañales, las toallitas, la teta (claro) y ¡directos a la cama!''.

Para su sorpresa, dormir al pequeño sin teta fue ''supersencillo'', sin embargo, el problema ha llegado cuando Neo ''se ha despertado las mismas veces que siempre pero sin tener con qué consolarle más que caricias, besos y canciones varias…'', algo con lo que no se conformó: ''A él no le valían''.

''El caso es que, como dormimos los 4 en la misma cama, no hemos pegado ojo ninguno! A las 6:40h ya le hemos dicho 'buenos días' a la teta porque me iban a explotar después de tantas horas y hemos comenzado el día los 4 como buenamente hemos podido!'', manifestaba Sánchez, quien confía en que esta dura adaptación sea tan solo cuestión de días: ''Sobre todo porque en unos días nos vamos a Argentina dos meses y, o conseguimos el destete nocturno antes, o estamos perdidos…!''.

Seguro que te interesa...

La foto de Natalia Sánchez dándole el pecho a sus dos hijos a la vez

Publicidad