El cuidado del cabello es uno de los aspectos más importantes en nuestros rituales de belleza personales. Además de utilizar un buen champú, así como otro tipo de productos adecuados, es necesario tener cuidado a la hora de peinarnos y de tratar nuestro pelo en general.

En épocas más frías, como el otoño o el invierno, se suma un problema adicional: cada vez que nos lavemos el cabello nos veremos obligadas a secárnoslo, ya que no es conveniente mantener la cabeza mojada a bajas temperaturas. Si nos secamos mal el pelo, corremos el riesgo de maltratarlo y que termine afectando negativamente a su fuerza y vitalidad, dándole un aspecto más quebradizo, frágil y sin vida.

Además, secarse el pelo puede ser un verdadero incordio si tienes poco tiempo. Se trata de una actividad que requiere mucha dedicación si tienes un cabello largo o grueso. Sin embargo, existe un truco con el que puedes hacerlo en la mitad de tiempo. Tan solo debes seguir los pasos que te detallamos en este tutorial en vídeo de Nova Life.

Para llevar a cabo este sencillísimo truco 100% natural, tan solo te harán falta utensilios que prácticamente todas tenemos en nuestro baño. Sigue con atención los pasos que te indicamos en el tutorial en vídeo y verás cómo podrás acelerar el proceso de secado del cabello sin aplicar ningún producto adicional especial. Este simple método tan solo se aprovecha de las leyes de la física.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Cómo desenredar el pelo sin que se rompa

Los mejores remedios caseros para tener un pelo fuerte

Siete trucos infalibles para disimular que tienes poco pelo