Novalife » Útil para ti

DECORACIÓN

¿Quieres dormir mejor? Así es como debes decorar tu dormitorio

De repente, te cuesta conciliar el sueño y no sabes por qué. Pueden ser mil factores y algunos están relacionados con cómo es tu habitación.

Publicidad

Todos tenemos épocas de mal sueño, aunque para algunas personas son más largas que otras. Quizás no hayas valorado los factores de los que vamos a hablar pero te garantizamos que con estos sencillos cambios, y muchos están relacionados con a decoración, conseguirás dormir mejor.

- Si eres como los vampiros y no soportas un ápice de luz, que sepas que tienes toda la razón: una habitación a oscuras ayuda a conciliar el sueño. Si tienes que renovar cortinas, decántate por unas de tela opaca. Si por un casual no tienes persiana o la que tienes deja pasar la luz, coloca un foscurit debajo. Además, algunas cortinas llevan un foro acrílico que es el que impide que pase la claridad del exterior. Se hacen en muchísimos tonos así que no tendrás problemas para elegir uno que vaya con el color de tus paredes.

- Si lo que te molesta es el ruido de la calle, tienes la socorrida opción (que no es económica) de poner doble ventana. Si no, también hay telas anti-ruidos: las hay finas, que dejan pasar la luz y otras más oscuras.

- Fuera trastos de la mesilla: y sobre todo, si son trastos electrónicos. Numerosos son los estudios que demuestran que el teléfono móvil, la Tablet, el ordenador… cualquier pantalla hace que te cueste más conciliar el sueño. Así que ve limpiando la mesilla: el teléfono inalámbrico, el radio despertador… y todo lo que emita radiaciones electromagnéticas que puedan interferir en tu descanso. Si necesitas la alarma del despertador, que será lo más lógico, colócalo a 1,5 metros de la cama.

- Imaginemos que tienes tu rincón de trabajo en la habitación, no es descabellado, ¿verdad? Pues te parecerá un rollo pero, para dormir mejor, te tocará desconectar el ordenador, la impresora, el router y todo lo demás. Así evitarás que circulen radiaciones. Lo más cómodo es que los enchufes a una regleta y así podrás apagarlos todo con un simple gesto.

Noche | iStock

- Pon un purificador de aire: así el aire de la habitación estará más fresco. Además, ahora, con las calefacciones, piensa en añadir un humidificador a tu dormitorio o en su defecto, recipientes con agua.

- Las mosquiteras son un plus: y no solo en verano y por los insectos, también de cara al polen, porque sí, las hay antipolen. Además las hay de todo tipo: extensibles, correderas, enrollables, tipo cortina..

- El colchón es fundamental en un buen descanso: si te toca cambiar ya, decántate por un somier de lamas de madera y un colchón de látex o viscolástico.

- Y, ¿qué decir de la ropa de cama? Procura que sea de tejidos naturales: de algodón, de lino… estos tejidos favorecen la transpiración, la absorción y la evaporación de sudor, con lo cual te ayudarán a regular la temperatura del cuerpo.

- Por cierto, y hablando de temperaturas, la temperatura idónea para una habitación debe estar entre 18 y 21 grados, es lo idóneo para un buen descanso. O sea, que si tu dormitorio es el trópico, mal.

Publicidad