La piel, es el órgano más grande de nuestro cuerpo y aunque a veces la descuidamos, necesita una gran atención. La aparición de manchas en nuestra piel puede ser producto de un contacto excesivo con el sol o síntoma de algún tipo de enfermedad cutánea, es por ello por lo que hay que estar bastante atento ante cualquier cambio que pueda presentar nuestro cutis.

Sobre todo con la aparición de lunares o manchas, ya que dependiendo de su forma pueden estar mostrando un melanoma o cáncer de piel. Es por ello por lo que hacerse una revisión de la piel con frecuencia es bastante importante.

Asimismo, ciertas manchas de nacimiento o manchas que han ido apareciendo con la edad, podrían ser el resultado de una neurofibromatosis (un trastorno genético que perturba el crecimiento y correcto desarrollo de los tejidos nerviosos).

Estas manchas también nos aportan algo de información dependiendo del color que tengan, como te mostramos en el vídeo superior del artículo donde te ofrecemos una lista de las distintas manchas cutáneas que puede presentar tu piel, de forma que puedas estar al tanto de qué son y en qué caso deberías acudir a un especialista para que las mirara.

Entre estas manchas, puedes encontrar manchas pigmentadas, de tres tonos distintos, como pueden ser los lunares, manchas vasculares, máculas o hemangiomas, entre otras. Así, si tú o tu hijo presentáis alguna de estas manchas, podrás saber qué significan y qué debes hacer al respecto.

Por otro lado, recuerda siempre que ante cualquier duda lo mejor es consultar con un profesional.

SEGURO QUE TE INTERESA:

Cómo cuidar la piel durante el embarazo

Así deberías estar cuidando tu piel si estás adelgazando