Novalife » Útil para ti

EL MÉTODO DECISIVO

Cómo eliminar el olor a ajo de tus manos de forma definitiva

Es un alimento muy utilizado pero nos deja un olor particular. Te contamos cómo puedes deshacerte de él.

Publicidad

Cocinar un plato en el que el ajo es protagonista o acompañante en la salsa siempre es un gran acierto. Aun así, este ingrediente será el causante del fuerte olor de nuestras manos, después de cortarlo, ya que puede permanecer durante algún tiempo. Aunque sea complicado deshacerse de él, en este vídeo te explicamos cómo puedes lavarte las manos correctamente para que no deje rastro.

El ajo no se caracteriza por tener un gran valor nutricional pero sí por ser un acompañante imprescindible en la dieta mediterránea. Sus componentes principales son el agua, los hidratos de carbono y la fibra. Además de contener proteínas, grasas y minerales como cinc, calcio o hierro, y contar con vitaminas como A, B1, B2 y C entre otros. Al ser un producto que utilizamos de manera racionada en las comidas, el aporte nutricional que nos ofrece es reducido pero beneficioso.

El uso del ajo en nuestros platos aumenta el sabor, por lo que podemos evitar echar demasiada sal en ellos, mejorando nuestro estilo de vida. Aun así, cortar este alimento puede suponer un desagradable olor entre las manos. Por ello, para acabar con este problema, en este vídeo te enseñamos la manera definitiva para quitar el olor de tus manos.

Además, aparte de tratarse de un imprescindible y ser utilizado por todo el mundo, es un producto muy demandado para remedios naturales. Existen estudios en los que se confirma que los egipcios, griegos y romanos ya usaban este alimento como medicina casera, puesto que lo consideraban un producto muy sanador y revitalizante. A día de hoy, el ajo sigue siendo un ingrediente muy demandado por sus grandes propiedades terapéuticas:

1. Mejora la circulación por su alta capacidad de anticoagulación.

2. Fortalece el sistema inmunitario y es un gran aliado contra las infecciones.

3. Reduce los niveles de colesterol y de triglicéridos y protege las arterias.

4. Funciona como un antibiótico natural y elimina las bacterias nocivas sin dañar las que son buenas para el organismo.

5. Posee una acción diurética, por lo que nos ayuda a eliminar toxinas.

Desde siempre, el ajo ha sido un gran aliado para combatir las gripes y los resfriados, por su alto contenido en vitaminas y antioxidantes, y actúa como descongestionante y expectorante. Por ello, es un producto que no debe faltar en nuestra cocina, ya que es muy beneficioso para nuestra salud pero, en especial, para las personas que sufren hipertensión arterial o taquicardia entre otras afecciones.

La mejor manera de consumir el ajo es en su forma cruda o poco cocido, ya que es como nuestro cuerpo absorbe todas sus propiedades. Además, para evitar el mal aliento es aconsejable retirar el germen del ajo, lugar donde se concentran los olores y que puede generar un mal sabor de boca.

El ajo es un alimento que puede aportar mucho sabor a tus elaboraciones y, además, puede contribuir a mejorar tu salud. Aun así, te ayudamos a solucionar su principal problema. En el vídeo superior te mostramos la manera correcta de limpiarte las manos después de cortar ajo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Cómo cuidar manos y uñas para que no se sequen con tantos lavados

Estas son las mejores cremas de mano según la OCU

Publicidad