Novalife » Útil para ti

YA NO ESTARÁS CANSADA POR LAS MAÑANAS

Alternativas al café para mantenerse despierta

El café es el segundo producto más comercializado del mundo y, a su vez, la cafeína es la sustancia psicoactiva más consumida. Son grandes aliados para activarse de buena mañana pero, aun así, te damos otras soluciones para acabar con el cansancio.

Publicidad

El café es uno de los productos más consumidos del mundo y, dependiendo de nuestro estilo de vida, podemos llegar a consumir varias tazas al día para mantenernos despiertos. Casi todos los europeos incluimos el café en nuestro desayuno, pero si además vivimos en un país en el que las personas se acuestan después de las once de la noche, como es el caso de España, el consumo de esta sustancia aumenta. Aun así, existe la posibilidad de que esta bebida no nos guste o nos siente mal, por la intolerancia a alguno de sus componentes. Por ello, te contamos algunas alternativas para mantenerte activa.

El café consigue que permanezcamos despiertos porque la cafeína bloquea el receptor de adenosina, un nucleósido que estimula el sueño. Por ello, esta bebida tiene la capacidad de engañar al cuerpo para que parezca que haya descansado lo suficiente, ya que no permite que el nucleósido trabaje correctamente.

Por lo tanto, el café nos inhibe del sueño y prohíbe al organismo generar su capacidad natural de relajarse. Aun así, este efecto es pasajero. Lo único que estamos haciendo cuando tomamos esta bebida es posponer la fatiga hasta que los órganos reguladores del sueño vuelven a trabajar. Por ese motivo el cansancio solo desaparece durante un tiempo.

Pero, ¿qué hacemos si no nos gusta el café? No es la única opción para mantenerse despierto. Existen otras alternativas con las que podemos permanecer con energía durante el día sin tener que “obligar” a nuestro cuerpo:

Bebe agua

Un cuerpo hidratado es sinónimo de energía. De esta manera, evitamos la fatiga y los posibles desmayos a causa del cansancio. Beber agua aumenta el flujo sanguíneo para transportar oxígeno a varias partes del cuerpo, como el cerebro, por lo que nuestro organismo permanecerá despierto.

Mastica chicle

La mente se mantiene despierta gracias al movimiento de la mandíbula. Esta práctica aumenta el riego sanguíneo y activa diversas partes del cerebro. Además, aumenta la concentración y la comprensión lectora.

Realiza respiraciones profundas

Dedicando unos minutos a respirar tranquilamente, conseguimos transportar oxígeno a todo nuestro cuerpo y generamos más energía. Podemos disminuir el estrés si respiramos durante unos segundo, cinco aproximadamente, aguantamos la respiración el mismo tiempo y exhalamos otros siete segundos. De esta manera, activaremos y despejaremos la mente.

Ilumina el espacio de trabajo

Aleja el cansancio con la luz natural. Debes ventilar la estancia y abrir las cortinas, ya que el frío y la oscuridad nos tranquilizan y podemos llegar a dormirnos. Este simple gesto activa el hipotálamo, una zona del cerebro, encargada de medir los ritmos cardiacos que marcan los estados de sueño y vigilia.

Realiza ejercicio

La somnolencia se puede evitar realizando algún deporte. La fatiga desaparece con acciones sencillas, como subir y bajar escaleras. De esta forma, generamos endorfinas, sustancias naturales del cerebro que alivian el dolor y el estrés, y nos mantienen activos.

Ver vídeos de gatitos

Aunque suene extraño, un estudio del año 2015 realizado por Jessica Gall Myrick, profesora de The Media School en la Universidad de Indiana, concluyó que, uno de los beneficios que nos aporta ver vídeos de gatos es la disminución del cansancio. Estas imágenes nos aportan felicidad y una alta capacidad de concentración. Por lo que, después de verlos, conseguiremos estar más activos y relajados.

Entrenamientos visuales

Si trabajamos frente a un ordenador, los ojos se cansan a causa de la luz que emiten las pantallas, por lo que da lugar a una fatiga visual. Esto genera sequedad en los ojos, irritación y, con ello, dolor de cabeza y cansancio.

Puedes combatir la fatiga mirando fijamente a un objetivo que esté a unos 6 metros de distancia durante 20 segundos. De esta manera, este ejercicio te ayudará a concentrarte y mantenerte despierto, además de que tu vista descansará.

Come saludable

Aunque no lo creas, si comes alimentos saludables consigues vencer al cansancio, ya que el cuerpo necesita azúcar para no sentirse agotado. Aun así, no vale comer grasas saturadas o procesados, ya que tu cuerpo estará fatigado.

Por ello, debes comer alimentos como las manzanas, el aguacate o las zanahorias que activan nuestro organismo y nos dan energía para luchar contra la fatiga. Si el problema está relacionado con un cansancio rutinario, se puede asociar con una deficiencia de hierro, por lo que las espinacas o las lentejas son recomendables por su alto componente en este nutriente.

Escuchar música nueva

Nuestro cerebro liberará sustancias químicas que nos harán sentir tranquilos pero en alerta. Por lo que, si nos ponemos los cascos cuando estemos fatigados, conseguiremos relajarnos y concentrarnos nuestra labor. Un consejo factible es variar en el género de las canciones para permanecer receptivos.

Con estos consejos podrás descubrir que el café tiene multitud de alternativas para permanecer despierta. De esta manera, si no quieres abusar de esta bebida o no te gusta su sabor, estas ideas pueden servirte para no estar cansado durante todo el día.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Así debes recalentar el café para que no pierda el sabor

¿Es mejor practicas deporte por las mañanas o por las tardes?

Publicidad