Novalife » Recetas

Límite: 24 horas

Vas a una fiesta en 24 horas y quieres aparecer más delgado. Te contamos CÓMO

Pasamos de la dieta exprés a la dieta megaexprés: la posibilidad de alcanzar un vientre plano en un dia es un meta totalmente alcanzable.

Con esta dieta exprés 24 horas, cabrás en el vestido.

Wikipedia Con esta dieta exprés 24 horas, cabrás en el vestido.

Publicidad

Amigos de la noche, de la gala y de la fiesta: el verano trae consigo compromisos, eventos y, en general, citas a las que, como no puede ser de otra forma, queremos llegar hechos un pincel. El problema viene cuando nos hemos pasado días y días bebiendo cerveza, comiendo pizza, patatas fritas y, en general, disfrutando de las vacaciones en el sentido más guarrero del término. No obstante, calma chicha: existe la posibilidad de acometer un plan exprés para, aunque no perdamos peso, sí aparecer más delgaditos ante nuestros colegas de parranda. ¿Cómo? Sigan leyendo, por favor.

La clave es evitar todo aquello que nos pueda hinchar como bebidas carbonatadas, azúcar o incluso comidas ricas en fibra. Sí, aquí, y por una vez, vamos a decir que no a la espinaca o el brócoli. El objetivo es nutrirnos de comidas sencillas de asimilar y que no tengan ningún efecto sobre nuestro vientre. Dicho de otra manera, alimentos que pasen sin pena ni gloria y que nos ayuden a meternos en ese vestido o a colarnos en esos pantalones sin sufrir más de la cuenta. El verano nos trae estas pruebas.

Una cena copiosa no es lo mejor para una dieta | Pixabay

Vamos a poner el contador a cero y a imaginar una posible dieta seguida desde la noche antes hasta el momento en el que nos toque pisar una hipotética alfombra roja. Esto es lo que tenemos que hacer

Cena de la noche anterior. Un filete de pescado como salmón. A la plancha. Sin nada más añadido

Antes de acostarnos. Un vaso de leche caliente, que nos ayudará además a conciliar el sueño.

Desayuno. Dos huevos revueltos, un bol pequeño de queso fresco o uno de yogur natural.

Snack de media mañana. Otro bol pequeño de yogur natural.

Comida. Salmón con un poco de queso crema o bien una lata de atún al natural y sin el aceite con alguna salsa tipo creme fraiche o similar.

Merienda. Un café con leche.

Con esta pequeña puesta a punto, podremos aparecer en la fiesta hechos unos adonis de la vida. Eso sí, nada de atiborrarse de bebidas con burbujas o comidas ultra calóricas nada más llegar porque, en ese caso, el efecto rebote puede ser de tal calibre que nos fastidie todo el curro que hemos hecho. Tómatelo con calma y, ah, por cierto, disfruta de tu nueva apariencia.

Publicidad