Cada vez que llegas a casa después del trabajo, lo que más sueles necesitar es calma y relajación. Sin embargo, muchas veces hay mil cosas por hacer. Además de las tareas como limpiar, poner lavaplatos, lavadoras y un poco de orden, hay una necesidad básica que cubrir: la comida. Más aún si tienes una familia que te grita hambrienta para que alimentes sus estómagos vacíos. ¿Alguna vez te has quedado sin ideas sobre qué cocinar, no tienes ingredientes suficientes para preparar un plato decente, se te han echado a perder productos porque no tienes tiempo de cocinar, o simplemente has sucumbido al agotamiento y has pedido algo a domicilio? Si te ha pasado algo así en más de una ocasión, esto te va a solucionar la vida.

Se trata de 'Cocina light en 2H para toda la semana', un libro que te enseña a cocinar decenas de recetas y preparar platos para toda la semana con tan sólo dedicarle dos horas de una tarde. Empleando el método 'batch cooking' o 'meal prep', comerás comida casera, deliciosa y, sobre todo, muy saludable, con tan sólo reservar dos horas del sábado o el domingo para que no sean un dilema llegar a casa y ocuparte de este asunto, pues prepararás tu comida o tu cena con emplear menos de quince minutos.

La autora, Caroline Pessin, ha elaborado 16 menús, cada uno con cinco platos principales y dos entrantes, para cada día de entre semana. Es la mejor manera para ganar tiempo, ahorrar dinero, comer sano, delicioso y equilibrado, y evitar que los productos se te echen a perder. Comer sano y equilibrado es clave para una buena salud y mantener la figura, no sólo para ti, sino para toda la familia. Pero muchas veces cocinar resulta un suplicio. Con este libro no te va a pasar, pues hay más de 80 recetas muy originales y sabrosas, que además pueden servirte como inspiración para crear nuevas recetas.

No hay nada como aprovechar los distintos productos frescos que ofrece cada estación del año. Por eso la autora se ha encargado de distribuir los menús según las estaciones, de manera que para primavera propone cuatro menús, y así sucede con el resto. Del clima de cada temporada del año suele depender lo que el cuerpo te pide comer (un cocido no es lo que te suele apetecer en pleno agosto, a no ser que estés en el hemisferio sur, igual que en invierno tampoco es muy corriente tomar gazpacho). Cuando llega una nueva estación, todo cambia, y una de las cosas más especiales es el cambio en la comida. La autora lo ha tenido en cuenta. Y es más, cada menú incluye su propia lista de la compra.

Los platos son tan originales y variados que gustarán a todos los de la casa, desde los más pequeños a los más mayores. Prueba el método con un menú, descubre los beneficios que ofrecerá en esa semana y cuestiónate cómo no había llegado antes a tu vida.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Este es el método japonés de ahorro que deberías empezar a poner en práctica ya