Novalife » Recetas

Para ti, que andas de viaje por las Españas

Los mejores souvenirs gastronómicos para traerte a casa este verano

¿Qué mejor recuerdo que algo comestible? Viva la manduca.

jamon_iberico

Cocinatis A partir de ahora, atención a las etiquetas

Publicidad

Olvidaos de las figuritas pequeñas que solo sirven para acumular polvo, de los imanes de nevera y de los llaveros. Si queréis traer un buen recuerdo de vuestras vacaciones, para vosotros o para regalar, nada mejor que algo para comer o beber. En todas partes hay una elaboración, un producto o una bebida típica que, si bien os durará menos que cualquier recuerdo incomestible, lo disfrutaréis mucho más. Os hemos preparado una lista de algunas cosas que podéis encontrar en las Comunidades Autónomas para que, vayáis donde vayáis, os podáis traer en la maleta un buen souvenir de vuestras vacaciones.

La mojama, caviar de pescado azul. | Gastronosfera

Andalucía. De Andalucía son famosas sus sopas frías como el ajoblanco, el salmorejo o el gazpacho; sus espetos malagueños y su pescaíto frito gaditano.

Para poder transportar no podemos dejar pasar un Jamón de Jabugo, del Valle de los Pedroches o de Trévelez o una buena mojama de atún. Si preferís lo dulce, el Tocino de Cielo de Jerez de la Frontera tiene fama, igual que los polvorones de la Estepa (aunque no sea Navidad), los alfajores o los pestiños. Algún que otro Hochío (u ochío), un pan de aceite con matalahúga típico de Jaén también es digno de algún rincón entre la ropa.

Ternasco de Aragón | cocinatis.es

Aragón. ¿Quién no conoce las Frutas de Aragón? Poca presentación necesitan esta especie de bombones de frutas confitadas recubiertas de chocolate que suelen presentarse en unas cajitas de madera. También son famosos los Adoquines del Pilar, ese "caramelazo" que puede llegar a pesar medio kilo, que siempre van envueltos en papel con la imagen de la Virgen del Pilar. Las reliquias de Santa Águeda pueden ser difíciles de poner en el equipaje, pero si estáis por la zona debéis probar alguno de estos pastelitos también llamados tetas o tetillas. Si pasas por Teruel, probad los suspiros del amante, unos dulces hechos con huevo, mantequilla, azúcar y queso, aunque suelen hacerse en febrero. Ojo a las carnicerías: si veis ternasco, pillad.

Sidra | http://static01.diariodenavarra.es/uploads/imagenes/bajacalidad/2015/09/27/_201549642_fe0f4235.jpg?c66e1800586a89baf6e49aba208c8d41

Asturias. Tierra de sidra, es imperdonable no tomarla y traerse un par de botellas para casa. La producción de sidra ronda los 40 millones de botellas, así que seguro que resulta fácil encontrarla. Además, Asturias es el único lugar donde la sidra se escancia. Y para acompañar ¿qué mejor que un buen queso? Cabrales es el queso azul por excelencia, por lo menos para aquellos amigos de los sabores y olores fuertes, aunque no es el único que tiene fama, ya que comparte cartel con otros tantos como el Queso Casín, Queso Gamoneu, y Queso Afuega`l Pitu. De hecho hay 40 tipos de queso diferentes con D.O.P. Eso sí, aconsejamos llevárselo en una bolsa aparte y muy muy muy bien envuelto.

Sobaos al brandy | Bocados Divinos

Cantabria. Seguimos con los quesos, entre los que podemos recomendar como más típicos el Queso de Cantabria, los Quesucos de Liébana y el Queso Picón Bejes-Tresviso. Y, por supuesto una buena semiconserva de anchoas resulta imprescindible, por algo son consideradas las mejores del mundo. Para los más golosos, ¿qué decir de los sobaos pasiegos? ¿Y de las corbatas de hojaldre? . Poca cosa que no se haya dicho ya. Un buen aguardiente, si eres de bebida, también es una buena opción.

Queso manchego | Wikipedia

Castilla - La Mancha. Empezando por Toledo, no podemos olvidar el famosísimo mazapán, inventado alrededor del siglo XII para combatir la hambruna, ha acabado convirtiéndose en uno de los productos más representativos. Y el Queso Manchego resulta siempre una garantía de calidad en todo el mundo y conserva un sabor muy especial que en ningún otro lugar logran. Unas cuantas cabezas de Ajo Morado de las Pedroñeras pueden ser una buena solución y algo que no te ocupará sitio serán algunos paquetes de Azafrán.

La cecina, un producto premium que arrasa en el mundo. | Cecinas Nieto

Castilla y León. Esta comunidad nos nutre de varios productos bastantes conocidos: las Yemas de Santa Teresa en Ávila son el dulce más típico de la repostería de la ciudad y lo de meterlas en la maleta no resulta ninguna novedad. Las mantecadas de Astorga también son un souvenir obligado si pasáis por León y, por supuesto, no hay que olvidarse de una buena cecina. Eso sí, ¡fijaos bien que sea IGP!: tiene que estar elaborada de cuatro partes, la tapa, la contra, la babilla y la cadera. No sería mala idea llevarse para casa Alubias de la Bañeza, Lenteja de Tierra de campos o Queso de Valdeón. No te dejes engañar por el nombre: El Ponche Segoviano es un bizcocho que resultará fácil de encontrar en la capital y alrededores. Otro grandes clásicos son la Mantequilla dulce de Soria y los Mantecados del Portillo de Valladolid.

Imagen de unas piezas de fuet | FR

Cataluña. Los dulces y los embutidos son lo más típico y más fácil de transportar. Aunque hay una gran cultura gastronómica, está más centrada en elaboraciones. Pero el producto existe ¡cómo no! Un buen fuet, una llonganissa y sin duda, unas butifarras tienen que ir dentro del equipaje sí o sí. Además, para luego comer este embutido en casa, hacedlo con pa amb tomàquet y te parecerá que sigues allí. Para postre, puedes llevarte la receta de la crema catalana, pero imprescindible comprar unos Carquinyolis para acompañarla. Un trozo de Pa de pessic te alegrará los desayunos y las meriendas y unas buenas avellanas para recrear un músico te ayudarán a un menú catalán completo.

Salazón Ceuta | Onda Cero Ceuta

Ceuta y Melilla. Aunque son dos ciudades autonómas diferentes, es fácil que encontremos lo mismo en las dos. El bonito en salazón y el volaó son muy típicos de estas ciudades autónomas, famosa por sus salazones y conservas. Los volaores son típicos del barrio de La Atunara de Ceuta, donde secan los pescados al sol. Otras de las cosas que puedes traer es un buen surtido de especias entre ellas Ras al hanout, aunque el secreto de la mezcla se quedará allí. Como postres además de las torrijas y las Shbakias, si es posible no dejes de comprar una Pastela que vale como dulce y salado.

Cerezas | Archivo

Extremadura. La tierra de la bellota no puede dar mejores jamones y chacina en general. El cerdo de la zona es ibérico y eso garantiza un sabor único en todos los productos derivados del animal. Jamón de bellota, lomo, chorizo... da igual, su sabor es inconfundible. Una lata de pimentón de la vera te cabe hasta en la guantera del coche, así que no hay excusa. Si tu visita coincide con la temporada no olvides las Cerezas del Jerte. Unos bombones de higos o unas perrunillas te ayudarán a quedar la mar de bien con cualquiera.

empanada gallega | Cocinatis

Galicia. En Galicia vamos a comer muy pero que muy bien. Su pescado y marisco son únicos, el problema es llevárselos a casa, aunque siempre puede optarse por una empanada. Eso sí, hay que aprovechar nuestra visita para probarlos allí. Para llevarnos no hay nada como una Tarta de Santiago elaborada con almendras, huevos y azúcar básicamente. Pero hay otros dulces que no podemos obviar como la Larpeira o las Melindres. Un buen puñado (o dos) de castañas es otra de las opciones para llevarnos de esta tierra. Si tienes oportunidad, acompáñalo todo con un par de botellas de orujo.

Ensaimada | .

Islas Baleares. ¡Qué visión más típica esa de ver a los pasajeros cargados de Ensaimada de Mallorca!. Por algo será que tiene hasta IGP. Podemos encontrarla sin relleno o con él, siendo el más típico el de cabello de ángel. También las hay rellenas de crema, con albaricoques o con sobrasada. Y hablando de sobrasada, no podemos olvidar traernos alguna de las islas. Además de las ensaimadas, también encontramos los Pastissets de Menorca, los Rubiols una pasta dulce o salada y unas panadas, rellenas de carne, pescado o verdura.

Somos fans del mojo. Y no, en la Península nunca nos sale igual. | Cocinatis

Islas Canarias. Seguro que encontramos algún tarro de mojo picón rojo o verde, así que ese fijo que lo ponemos en la maleta. Las papas arrugás serán más difíciles de llevar, igual que cualquier pescado que podamos comernos en la isla, pero no lo será llevarnos algún bote de mermelada de aloe vera que te ayudará a sorprender a cualquiera. Y por supuesto, la de tuno indio, considerado un superalimento, del que también podemos encontrar zumos. El azafrán vuelve a aparecer como uno de los producto más típicos de las islas.

Espárragos a la plancha con ensalada de brotes | antena3.com

La Rioja. Además de sus vinos, en La Rioja nos resultará fácil encontrar Espárragos Cojonudos. Si bien es fácil encontrarlos en cualquier sitio, no es lo mismo comprarlos en su lugar de origen. Las mermeladas también son típicas de la zona, la de pimiento es un gran clásico y la de vino blanco con pétalos de rosa toda una extravagancia. De postre, unos Ahorcaditos o unos dulces de hojaldre rellenos de crema de almendra típicos de Santo Domingo de la calzada no estarían mal.

Al rico anís de Chinchón. | Wikipedia

Madrid. No sé si existirán bocatas de calamares envasados al vacío, pero creo que tampoco sería recomendable. Hay que ir a la Plaza Mayor y cumplir el ritual. Con un poco de suerte, puedes encontrar algún barquillero y, si es así, compra y disfrútalo. Puedes traerte a casa, pero dudo que lleguen enteros. Lo que sí puedes traer es una botella de Anís de Chinchón y unos Espárragos de Aranjuez.

Queso murciano al vino | Libre

Murcia. Dicen que de Murcia, la huerta, pero nos vamos a centrar en otras sugerencias. Por ejemplo, unos embutidos de Lorca, sobre todo la longaniza imperial o una mojama de atún rojo. También es tradicional su queso al vino. Como dulces murcianos encontramos las picardías de avellana, las almojábanas y el llamado pan de Calatrava. Para acompañar no estaría mar un chupito de Mantellina, un licor de anís paloma, agua, miel y limón.

Piquillos rellenos de gorgonzola con salsa de pera | antena3.com

Navarra. Pimientos de Piquillo de Lodosa, Alcachofa de Tudela, Borraja... es difícil escoger entre ellos, así que puedes hacer un surtido o buscarlos en conserva para que sean más fáciles de llevar. Los espárragos de Navarra también son famosos, como lo son su cuajada y el Queso Roncal. Si prefieres embutido, elige un chorizo de Pamplona, mejor artesanal y, como imprescindible, una botella de Pacharán. Respecto a los dulces, Chandríos, Costrada de Aoiz o Trenza del Reyno son algunos de los que se pueden encontrar.

D.O.P Idiazabal | Libre

País Vasco. Aunque allí comeremos divinamente ¿qué traernos de por allí? Pues un buen Queso Idiazabal, en todas sus versiones; un Pastel Vasco, hecho con harina, manteca y huevos que se rellena de crema o de alguna fruta; Tejas y cigarrillos de Tolosa; alguna botella de Txacolí. También encontraremos en el País Vasco sidra y pacharán, igual que sus vecinos más cercanos. Con esto ya conseguimos un menú completo.

Una bebida con muchas más propiedades que las calorías que aporta. | antena3.com

Valencia. Allí podrás algún que otro vaso de Agua de Valencia. Siempre puedes traerte la receta del cóctel para hacerlo en casa y por supuesto la de una buena paella, que para eso es el plato típico. Pero si Valencia es reino de alguna cosa es de la Horchata y si puede ser con fartons, mucho mejor. Traer alguna botella de esta refrescante bebida es una buena idea y aprovechar para comprar unos buenos turrones también. La variedad es enorme y cada vez más se introducen nuevos ingredientes para elaborar las barras. Igual que los polvorones de la Estepa, no hace falta esperar a que sea Navidad.

Hay muchísimas más cosas que encontraréis allá donde vayáis, es imposible ponerlas todas, pero esperamos que esto os ayude a seleccionar. ¡Buen viaje y buen provecho!

Publicidad