En cualquier pastelería nunca falta la tarta o pastel de manzana. Sin embargo, cuando eres celíaco, sensible al gluten o intolerante a la lactosa, los sitios para encontrar este dulce se acotan y muchas veces los precios son desorbitados para un producto que al final no merece la pena. Pero ¡no hay problema! En este vídeo te enseñamos como hacer este dulce de forma casera y está buenísimo, ¡garantizado!

Sólo necesitamos crema pastelera, que también os enseñamos aquí cómo hacerla, masa de hojaldre sin gluten y sin lactosa, manzanas y mermelada de albaricoque.

Lo más laborioso aparentemente es la crema pastelera, pero nada más lejos de la realidad. Con huevos, azúcar blanco, harina fina de maíz, leche sin lactosa y aroma de vainilla sin gluten y sin lactosa, tenemos la crema hecha en muy poquito tiempo.

Los huevos y el azúcar blanco son productos genéricos por lo que no tenemos ningún problema al consumirlo; la harina fina de maíz, es apta también. En el caso de la leche, hay que comprar una que sea sin lactosa pero no sin gluten ya que es un producto genérico y por su naturaleza no lleva.

En lo que hay que tener más cuidado es en el aroma de vainilla. Muchas marcas tienen gluten o trazas de leche o no garantizan la contaminación cruzada, así que hay que buscar una que sea apta para que no nos haga daño.

Una vez hecha la crema pastelera, necesitamos una masa de hojaldre sin gluten y sin lactosa que es muy fácil de encontrar en el mercado y manzanas que es un producto totalmente natural que podemos consumir sin problema.

Una vez horneado y frío como se indica en el vídeo, llega la hora de la mermelada de albaricoque. Las mermeladas y confituras son productos genéricos, no llevan gluten y tampoco lactosa, pero ¡ojo! Hay que tener cuidado de que no hayan utilizado antes el cuchillo para untar en un pan con gluten y lo hayan contaminado.

Con toda esta información ya puedes ponerte manos a la obra y hacer este pastel tan delicioso ¡y sin la preocupación de que te pueda sentar mal!