Novalife » Recetas

EL PROTOCOLO PUEDE SALVARTE LA VIDA

¿Dónde se coloca y para qué sirve cada cubierto? Normas básicas de protocolo para no dar el cante en la mesa

Todos nos hemos preguntado en alguna ocasión para qué sirve cada cubierto y cómo hay que utilizarlo. Normalmente no nos vemos obligados a conocer estos protocolos pero, ¿qué pasa si te surge una cena de negocios? ¿Y si tu mejor amigo se casa en el Ritz?

Mesa de restaurante

Pexels Mesa de restaurante

Publicidad

Llega el aniversario de la empresa en la que trabajas y se organiza una cena en el mejor restaurante de la zona. Te pones tus mejores galas y te sientas entre compañeros. El jefe se coloca justo delante de ti. En ese momento recuerdas todas y cada una de las normas que te enseñaron sobre educación en la mesa. Y, cuando llega el primer plato, ¡¿qué tenedor tengo que usar?!

Nos guste o no, debemos conocer cuáles son las normas básicas de protocolo a la hora de enfrentarnos a una comida formal. Te contamos cuáles son los trucos básicos para que lo tengas todo controlado.

1. Lo primero que debes recordar es que los cubiertos están colocados por orden. Siempre se empieza por los que se encuentran más alejados del plato. ¡Ojo! Si el menú incluye carne y pescado, ten en cuenta que los cubiertos de la carne siempre están más cerca del plato.

2. Te preguntarás, entonces, para qué sirven el tenedor y la cuchara que se encuentran situados justo delante del plato. Ambos se utilizan para el postre, por lo que son más pequeños que el resto.

Organización de los cubiertos | Atresmedia

3. Si se trata de una comida formal, encontrarás también distintos tipos de copas. Siempre aparecerán por este orden, de izquierda a derecha: agua, vino tinto y vino blanco. La de agua suele ser la más grande y abombada, aunque está de moda utilizar copas de vino tinto de gran tamaño. La copa de vino blanco, en cambio, es mucho más fácil de distinguir ya que más pequeña y delgada.

Diferentes copas | Atresmedia

4. La servilleta estará colocada en el lado izquierdo del plato o encima de este. Es importante que durante toda la comida la servilleta permanezca encima de la mesa o en tu regazo. ¡Nunca la coloques como un babero!

5. Lo más probable es que encuentres el pan en un platito a tu izquierda. En general, el orden de los utensilios está pensado para gente diestra, y en este caso tiene mucho sentido, ya que lo normal será cortar el pan con la mano derecha. Eso sí, procura hacerlo en el platito, no en el plato principal.

6. Cuando termines de comer, recuerda dejar los cubiertos colocados de forma paralela sobre tu plato, de manera que marquen las 4. Así, le indicarás al camarero que no vas a comer más.

Y, sobre todo, ten en cuenta que los accidentes ocurren. Si por desgracia se rompe algún plato o copa, o alguien se mancha con la comida, debes abordar el asunto con la mayor tranquilidad posible. Siempre tiene arreglo y, si nos ponemos nerviosos, es mucho más fácil empeorar las cosas.

Publicidad