Novalife » Recetas

Semana Santa confinada

Cómo hacer torrijas en casa (en versión calórica o en versión light)

Tú eliges: porque no vamos a decirte en pleno confinamiento, cuáles son las que más te convienen o si debes comerte tres o cuatro.

Torrijas

iStock Torrijas

Publicidad

Lo comentaba el otro día el psicólogo Alberto Álamo, en el tema de las consultas más recurrentes que estaban recibiendo desde que comenzó la crisis del coronavirus: “manga ancha”. Y eso es válido también para lo que ingieres: no, no estamos diciendo que te tomes todos los bollos dulces que pilles en el armario pero sí que seas más flexible contigo misma, que bastante tenemos con la que está cayendo, ¿verdad?

Llega la Semana Santa aunque este año no nos hayamos percatado ni estemos preparando con ilusión un viaje al destino que sea. Cierto, no vamos a poder viajar pero sí podemos hacer que viajen los sentidos con este dulce típico de esta época del año y que puedes preparar fácilmente en casa. Y si tienes niños, te van a ayudar encantados.

Te vamos a dar dos versiones: una, más calórica y otra más light de torrijas. Tú eliges.

Las panaderas de Amasa nos ofrecen su exótica receta de torrijas:

Ingredientes: 1 brioche grande cortado en rebanadas gruesas de 3 cm; 400 ml de leche; 150 ml de nata; 112 gr de huevo pasteurizado (en su defecto, sustituye por un huevo); 150 gr de azúcar de caña; cardamomo verde; canela en rama; clavo; ralladura de limón y de naranja.

Torrija | Amasa

Mezcla la leche, nata, huevo y 125 gr de azúcar con las especias (cardamomo, clavo, canela) y los cítricos), y sumergir las rebanadas de brioche. Dejar reposar en la nevera al menos 1 hora por cada lado de la rebanada. Escurre las rebanas del líquido e introduce en una fuente de horno, hornea durante 5 minutos a 180º, saca y espolvorea con azúcar. Hornea hornear otros 5 minutos más con grill. Si tienes en casa, acompaña la torrija con una bola de helado.

Como es bien sabido, la torrija es un dulce típico de la cocina de aprovechamiento que en un inicio se hacía con el pan que hubiese sobrado en casa. Confinamiento obliga, si no tienes brioche (que también puedes preparar casera, será por horas libres), echa mano de la barra de pan que se te haya quedado atrasada o de pan de molde (las distintas posibilidades te darán texturas de torrija diferente). Nuestro consejo es que, en vez de freírlas, las hagas al horno, como comentaban las panaderas en su receta. Te quedarán igual de exquisitas si tienes en cuenta una salvedad: deja el pan remojar en leche más tiempo del que lo harías si fueses a freírla, eso hará que gane en suavidad el resultado final.

Las especias, como el cardamomo, le darán al postre un toque exótico pero si quieres, puedes sustituirlas por un poco de coco rallado por encima.

Y a disfrutar, que es Semana Santa, confinada pero dulce.

Publicidad