Hundred. Túmbate boca arriba con las rodillas flexionadas y los brazos estirados junto al cuerpo. Es el momento de coger el aire. Ahora, levanta ligeramente la zona alta de la espalda y mueve los brazos en paralelo al suelo. Realiza 10 aleteos mientras vas expulsando el aire y luego vuelve abajo para volver a cogerlo. Repite esta combinación hasta 10 veces.

Single leg stretch. Desde la misma posición, boca arriba, con las rodillas flexionadas y la parte alta de la espalda elevada, acerca una rodilla a tu cuerpo y agárrala con las dos manos. No consiste en tirar de ella, no hay que hacer fuerza. La otra pierna deberá quedar estirada a 45 grados del suelo. Se trata de ir intercambiando la posición de una y otra pierna. En un movimiento cogerás el aire y lo soltarás en el siguiente. Realiza 4 series de 6 repeticiones, tres con cada pierna.

Puente de hombros. Seguimos en la misma postura, pero ahora es la parte baja de la espalda la que debe elevarse. Lo hará al tiempo que se levanta la cadera y hasta el momento en que todo el cuerpo quede alineado. Deberás expulsar el aire cada vez que subes y cogerlo cada vez que bajas. Son 3 series de 10 repeticiones de este ejercicio.

Pirámide. Para este ejercicio nos pondremos boca abajo, con las palmas de las manos y las puntas de los pies apoyados en el suelo. Se trata de sacar culo y meter cabeza de modo que tu cuerpo dibuje una especie de pirámide. En este caso cogerás aire al bajar y lo expulsarás al subir. Compelta 4 series de 5 repeticiones cada una.

Aunque como ves los ejercicios son sencillos, siempre es recomendable que un profesional del deporte revise tu postura y tú respiración.

SEGURO QUE TE INTERESA:

¿Por donde empiezo si llevo meses sin hacer deporte?