1. Movilidad articular: calienta los tobillos, rodillas, caderas y hombros con movimientos circulares. Dedica al menos 10 segundos a cada articulación.

2. Trabajo de abdomen: Realiza una plancha frontal de 10 segundos y repite 4 veces con descansos de 5 segundos entre ellas. Preparar esta zona del cuerpo es fundamental para sostener la musculatura y te ayudará durante la carrera.

3. Trabajo de fuerza: Realiza entre 10 y 15 sentadillas simples para preparar cuádriceps, isquios y glúteo. Justo después, utiliza un banco u otro apoyo similar para realizar entre 5 y 10 flexiones. Cuánto más inclinadas, más efectivas serán. De este modo, calentarás el miembro superior y los brazos, que te ayudarán durante la carrera.

4. Corre durante 10 minutos a ritmo muy suave. Prepararás tu musculatura para la carrera y aumentarás la frecuencia cardíaca para conseguir un mejor ritmo desde la línea de salida.

Comienza este calentamiento unos 30 minutos antes de la carrera para obtener un buen tiempo y evitar lesiones.