Novalife » Belleza

DI ADIÓS AL SUFRIMIENTO

No sufras con las rozaduras de los muslos con estos remedios caseros

Aunque el verano es una de las estaciones más esperadas del año, el calor sofocante puede ser molesto cuando se trata de problemas en la piel. Uno de los más comunes, es el de las rozaduras en la cara interna de los muslos. Por ello y para evitar que empeore, nada mejor que recurrir a un par de remedios caseros para calmar la irritación de la piel.

Publicidad

Si bien la rozadura de los muslos puede ser más común en personas que tienen sobrepeso, todo depende de la fisionomía de cada uno y no del peso corporal. Lo importante es tratar la irritación para que empeore y se formen ampollas o heridas sangrantes.

Aunque usar polvos de talco funciona y es uno de los remedios más usados para las rozaduras, también se puede recurrir a alternativas como el aloe vera, la vaselina y hasta la caléndula.

CREMA DE ALOE VERA Y CALÉNDULA PARA LAS ROZADURAS DE LOS MUSLOS:

El aloe vera es uno de los remedios naturales más usados para calmar la piel ya que actúa como antiinflamatorio y regenerador de los tejidos. Sin dejar de lado, que junto a la caléndula alivia las irritaciones, sobre todo las que se producen durante el verano.

Ingredientes:

- Una hoja de aloe (50 g de pulpa)

- Flores de caléndula o aceite de caléndula

- 25 g de lecitina de soja

- 80 ml de agua

Preparación:

• Pelar la hoja del aloe vera y separad la gelatina de su interior. Luego, triturad, colad y reservar.

• Mientras, macerad las flores de caléndula en aceite de almendras dulces a unos 70 ºC hasta conseguir que las flores queden resecas.

• Mezclad a fuego suave la lecitina con el agua y agitad con fuerza, hasta conseguir hidratarla lecitina y que se forme una emulsión espesa.

• Seguidamente, añadid en el fuego el aceite de caléndula poco a poco para conseguir una emulsión homogénea y dejar enfriar.

• Para finalizar, añadid el gel de aloe cuando la emulsión esté templada.

• Podéis aplicar esta crema varias veces al día hasta notar mejoría en las rozaduras.

• También, podéis añadir un par de cápsulas de vitamina E como conservante a la emulsión.

Otra opción, para usar el aloe vera en las rozaduras, es aplicar el gel de esta planta directamente en la zona a tratar y dejar que actúe durante un par de minutos. Luego, cuando la piel lo absorba, podéis colocaros un poco de crema hidratante para calmar la sensación de ardor.

CREMA DE CALÉNDULA Y MANZANILLA:

El aceite de caléndula es perfecto para tratar las irritaciones, gracias a sus capacidades anti-inflamatorias que ayudan a aliviar el escozor y el picor de la piel sensible e irritada. Además, también hidrata las capas más profundas de la dermis.

Ingredientes:

• 70 gr de aceite de caléndula y manzanilla

• 20 gr de cera de abejas

• 10 gr óxido de zinc

• Vitamina E

Preparación:

• Calentad al baño de María la cera de abejas con los aceites y revolved hasta que se integren por completo.

Manzanilla | iStock

• Luego, añadid el óxido de zinc pasado por un colador y batid.

• Cuando la crema esté fría, agregad la vitamina E y envasar.

AVENA PARA LAS ROZADURAS DE LOS MUSLOS:

La avena es uno de los ingredientes más usados en tratamientos de belleza caseros y es que tiene propiedades calmantes y antiinflamatorias que disminuyen la irritación en la piel.

Ingredientes:

• ¼ taza de agua

• 2 cucharadas de avena

Preparación:

• Mezclad la avena junto al agua hasta formar una pasta compacta.

• Luego, con una cuchara aplicad directamente sobre la rozadura y dejad que actúe sobre la piel 20 minutos para luego, lavad con abundante agua.

Podéis repetir este procedimiento varias veces a la semana hasta que mejore la irritación en la piel.

Otras alternativas:

• El yogur natural ayuda a calmar e hidratar cualquier rozadura. Sólo tenéis que aplicar un poco a temperatura ambiente sobre la rozadura y dejad que la piel lo absorba durante un par de minutos.

• El aceite de oliva es otro ingrediente natural perfecto para hidratar la piel irritada. Colocad unas gotas de este en la palma de la mano y aplicad directamente sobre la piel enrojecida.

Publicidad