Acabemos con esto ya

Acabemos con esto ya

Cómo evitar que te suden los pechos (y otras partes de tu cuerpo)

Sí, a las mujeres nos sudan los pechos, ¿qué os pensabais, que éramos todo perfección o qué? Pues no, tenemos nuestros defectillos y uno de ellos es que en verano, con esta calor, nos sudan los pechos. Y no es para nada agradable, para qué os vamos a engañar.

Sujetador
Sujetador | iStock

Lucía Martín (@Luciamartin) | Madrid | 24/08/2018

Lo primero que tenemos que decir es que sudar no es malo, todo lo contrario, lo negativo sería no sudar porque al fin y al cabo el sudor nos ayuda a regular la temperatura de nuestro cuerpo. Pero claro, lo innegable es que es fastidioso: imagínate sentada en una terraza y notando cómo el sudor se va acumulando bajo los pechos, las perlitas aparecen en tu frente y aún peor, en la zona del bigote. Y todo esto mientras se acerca el chico que te gusta… maldición. ¿A quién no le es familiar esa imagen de una mujer, kleenex en mano, resguardada en los baños de un establecimiento y limpiándose el sudor de debajo de las domingas? Pues no amigas, no es bonito en absoluto: ni verlo ni vivirlo y además, como la menstruación, es totalmente inoportuno. Así que ahí van unos consejillos para combatir ese sudor.

- Evita sujetadores con relleno: lo único que harán será darte más calor. No, tampoco es buena idea ir sin sujetador porque incluso puede que sudes más. Una posible solución son los sujetadores bralette, que son más ligeros y sudarás menos. Prueba y verás que la cosa mejora considerablemente.

- Otro truco es aplicarse desodorante bajo los pechos. Y si es en polvo, mejor, te dejará esa zona más seca. También puedes aplicarte antitranspirante pero solo en contadas ocasiones, ya que estos productos no son especialmente saludables. También funciona ponerse un poco de polvos de talco. El desodorante también te lo puedes aplicar en la cara, después de tus tratamientos habituales: un poquito en la zona del bigote bastará.

Mujer acalorada | iStock

- Toma menos azúcares: sí amiga, los azúcares, amén de que no son buenos, nos hacen transpirar más. Reduce su consumo y verás que sudas menos.

- Utiliza leche de magnesia: aunque es un producto destinado a las afecciones estomacales, es conocido su uso en belleza. Por ejemplo, elimina los brillos de la cara, el exceso de grasa en la piel y viene muy bien también como desodorante. Tiene un aspecto similar a la leche: unas gotas bastarán y lo puedes aplicar tanto en la cara como bajo el pecho.

- Toma infusiones de salvia: una taza de té de salvia al día hará que sudes menos. Además, la salvia equilibra el sistema nervioso y elimina toxinas. "Otras infusiones que vienen bien son la de aloe vera y la de cola de caballo.También viene muy bien bicarbonato con agua bajo las axilas", explica la experta en belleza Ricmary ChicAdicta.

- Y si todo lo anterior falla, lleva siempre en tu bolso toallitas o kleenex: nunca se sabe.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.