29.760000

Publicidad

EN CHINA

Una mujer da a luz a dos mellizos de diferente padre después de engañar a su marido

La pareja realizó el análisis de ADN porque lo necesitaban para inscribir a los niños en el registro y así fue cómo salió de dudas el supuestos padre de por qué el niño no se parecía a él. Fue entonces cuando la mujer reconoció haber estado con otro hombre.

Una mujer en China ha dado a luz a dos niños mellizos con padres diferentes. Los resultados de las pruebas de ADN demostraron que no compartía padre y la madre tuvo que admitir que había engañado a su marido en una aventura de una noche, después de haberlo negado inicialmente, según el periódico con sede en Xiamen, Strait Herald.

Todo se descubrió después de que la pareja, de la ciudad de Xiamen, en el sudeste de China, tuviera que registrar el nacimiento de sus hijos en la comisaría de policía local a principios del año pasado. Para completar el registro, tenían que presentar los resultados de una prueba de paternidad para probar que los bebés eran suyos. El marido ya se había preguntado por qué uno de sus hijos no se parecía a él. Al recibir los resultados del ADN se llevó una gran sorpresa porque descubrió que uno de los niños no tenía ninguna relación biológica con él, según el director del Centro de Identificación Forense de Fujian Zhengtai, que realizó las pruebas.

Al ser confrontada por su marido, la esposa admitió que se había acostado con otro hombre y que fue una aventura de una noche. El padre, por su parte, dijo que estaba feliz de criar a su propio hijo, pero no al de otra persona.

Los mellizos que nacen con padres diferentes son extremadamente raros, lo que se conoce como 'superfecundación heteropaterna'. Según los expertos, las probabilidades exactas del fenómeno son difíciles de calcular, pero estudios previos sugieren que la probabilidad podría estar entre uno de cada 400 pares y uno en de cada 13.000 pares, según 'The Guardian'.

También te puede interesar...

Una pareja descubre que la clínica de fecundación a la que acudió se confundió de semen y sus gemelos no son hijos del padre

Publicidad