Podemos realizar un curso de formación, intervenir en una conferencia con compañeros de cualquier parte del mundo y todo sin salir del puesto de trabajo gracias a la realidad virtual.

Basta con crear un avatar y acceder con él - desde el móvil- a la oficina. "directamente ya puedes hablar con los demás, asistir a una conferencia, levantar la mano, hacer una pregunta, es muy interactivo" asegura Ignacio Dieste, Director de negocio en Virtway.

Ya se organizan incluso ferias y congresos virtuales, esta aplicación ha conseguido reunir a 500 personas. Eso sí, estos avatares -por ahora- no van a realizar el trabajo por nosotros.