Apple ha anunciado que lanzará una nueva actualización del software durante esta semana para garantizar la privacidad de los usuarios tras detectar un grave error en Facetime, el servicio de videollamadas de iPhone. El fallo permite a los usuarios escuchar el audio que capta el micrófono aunque el interlocutor no haya aceptado la llamada.

Según publica la agencia Reuters, el error permite a la persona que realiza una videollamada a través de FaceTime escuchar el audio del teléfono del destinatario incluso si éste aún no ha contestado. El fallo aparece especialmente en la función de videollamadas grupales de Apple.

Se han detectado además ciertas situaciones en las que se transmitía tanto el video como el audio del teléfono del destinatario. "Somos conscientes de este problema y hemos identificado una solución que se lanzará en una actualización de software más adelante esta semana", dijo un técnico de Apple.