Una coreografía submarina de 3 minutos 28 segundos ha sido la hazaña que dos submarinistas rusos, Marina Kazankova y Dmitry Malasenko, han completado batiendo un record Guiness. Su espectáculo, que ha sido llevado a cabo sin oxígeno, ha estado inspirado en Star Wars y ha tenido varios cambios de vestuario.

La hazaña se llevó a cabo el pasado mes de diciembre en el Y-40, la piscina más profunda del mundo, que está ubicada en Padua, Italia. El espectacular show fue presenciado por decenas de personas y ahora se ha hecho viral en redes.