Las fiestas de los pueblos suelen dejar imágenes de lo más curiosas, entre ellas la encontrada en la localidad de Fene, en A Coruña. Un radar de tráfico ha aparecido en la madrugada de este fin de semana con un carrito de la compra volteado justo encima.

Ésta es la última gamberrada que ha sufrido un radar de tráfico. Los 'ataques' son más frecuentes de lo que parece, por lo que la Policía y la Guardia Civil denuncian los numerosos ataques que destrozan estas máquinas que, como recuerdan, están para protegernos.